AL ANBAR

AL ANBAR

Más de 50 muertos en un triple atentado suicida al oeste de Bagdad

Al menos 52 personas han muerto en un triple atentado suicida y bombardeos en la provincia de Al Anbar, en Bagdad. De las víctimas, 12 son civiles, 30 son miembros de las fuerzas de seguridad y 10 pertenecen al Estado Islámico (EI).

Al menos 52 personas murieron este lunes y 54 resultaron heridas en un triple atentado suicida y varios ataques de la aviación iraquí e internacional en la provincia de Al Anbar, al oeste de Bagdad, informaron fuentes de seguridad.

Según las fuentes, del medio centenar de fallecidos, 12 son civiles, 30 miembros de las fuerzas de seguridad y 10 combatientes yihadistas.

Al menos 25 miembros del Ejército iraquí y de milicias gubernamentales fallecieron y 33 resultaron heridos en tres ataques suicidas con coches bomba contra una concentración de estas fuerzas en las zonas de Al Jarábesha, Al Maamel y Al Bauiza, cerca de la ciudad de Ramadi, capital de Al Anbar.

Otros dos soldados murieron y cinco resultaron heridos en un bombardeo con misiles de mortero dirigido contra el cuartel general del Ejército iraquí en la zona de Al Falaha, en el oeste de la ciudad de Faluya.

Asimismo, tres militares perecieron y dos resultaron heridos cuando una bomba explotó junto a su vehículo en la región de Al Husua, al este de Faluya.

La fuente especificó también que diez combatientes del yihadista Estado Islámico (EI) murieron en un ataque de la coalición internacional, liderada por Estados Unidos, contra un convoy de los extremistas, cerca de la ciudad de Al Hadiza, a 180 kilómetros al oeste de Ramadi.

Las fuentes de seguridad también informaron de que al menos ocho civiles fallecieron y 11 resultaron heridos como consecuencia de un bombardeo de la aviación del Ejército iraquí en la zona de Al Bubali, al noreste de Ramadi. Otro ataque aéreo de los aviones gubernamentales provocó la muerte de cuatro personas de una misma familia y tres heridos, en la zona de Al Rutba, al oeste de Ramadi.

Irak afronta desde junio de 2014 una cruenta guerra contra el EI, que conquistó amplias zonas de su territorio y proclamó un califato en este país y en la vecina Siria.

Los esfuerzos de las autoridades se centran actualmente en recuperar el control de Ramadi y de la provincia de Al Anbar, la más grande de Irak, en la que los yihadistas irrumpieron a mediados del pasado mayo.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.