PARA NO PASAR MUCHO RATO EN LA COCINA

PARA NO PASAR MUCHO RATO EN LA COCINA

Cómo se elaboran los capones y pulardas que comeremos estas navidades

Capones, pulardas, corderos y cochinillos serán las estrellas en buena parte de las mesas durante estas Navidades. Para no complicarse en los fogones muchos los eligen ya cocinados. Estos días las empresas que los elaboran tienen una frenética actividad. Nos hemos acercado a una de ellas para conocer de cerca como se preparan estas delicias gastronómicas.

9.000 kilos de carne de ave, 1.200 de foie de pato, 300 kilos de pasas, piñones, orejones y ciruelas y 650 litros de vino oloroso. Son algunos de los ingredientes con los que se rellenan los 11 capones y pulardas que se elaboran aquí. ‘Todo debe ser de la máxima calidad’, dice Francisco de Miguel de la empresa Euroambrosías.

Y al horno. Aquí se pasarán tres horas y media asándose. ‘Es un tiempo tremendo el que quitamos a la gente en sus cocinas’, afirma Francisco.

Luego queda envasarlos al vacío y estarán listos para su consumo. En casa sólo abrir, trocear y calentar 30 minutos a 90 grados. Sugerencia del chef. 'Se le puede añadir una pequeña ensalada porque en frío o caliente este plato está magnífico', dice el cocinero Julio Reoyo.

El menú se puede completar con unas costillas de cochinillo confitadas a baja temperatura o una pierna de cordero deshuesada con crema de patata trufada. Lo más parecido a un virtuoso banquete de Navidad sin pasar casi por la cocina.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.