CONSEJO

Cómo saber cuándo está el plátano perfecto para comérselo

Apunta estos consejos para sacarle el mayor partido a esta fruta tan completa.

Publicidad

Dependiendo del momento de su recolección, hay algunas variedades de fruta que una vez recolectadas siguen madurando y este es el caso del plátano. Además de contar con un papel importante en nuestra dieta, también se utiliza en campos como el de la cosmética. Junto a su bajo contenido en grasas y proteínas, el plátano es rico en fibra, fósforo y aporta hasta 350 mg de potasio. Pero para sacarle el mayor partido debemos consumirlo en su punto óptimo de maduración. Te explicamos cómo el color es un indicativo para saber en qué punto de maduración se encuentra el plátano.


Los colores que nos indican que un plátano está o no maduro

Cuando retiramos el plátano de la platanera y aún no ha terminado de madurar suele tener un color más verdoso. En este momento, la fruta cuenta con mayor cantidad de almidón y nos va a garantizar una digestión más lenta. Si eres de los que les gusta cogerlos amarillos en el supermercado, obtendrás un plátano con un alto contenido en fibra, ideal para consumir después de una jornada de ejercicio.

Tienes que tener en cuenta que cuanto más maduro esté el plátano, este estará más dulce y con el sabor y el aroma más marcados.

Cómo conservar el plátano en función de la maduración

Ahora que sabemos qué nos aporta según su momento de maduración, es momento de que sepas cómo lo puedes conservar. Al tratarse de una fruta climatérica, que es aquella que una vez recolectada sigue madurando, al guardarla junto a unas manzanas o peras acelerará su proceso de maduración. Si eres de las personas que los guarda en la nevera, ralentizarás el proceso de maduración. Te recomendamos que lo guardes a temperatura ambiente.

Formas de consumir el plátano

Aunque la forma más rápida de consumir esta fruta es pelándola directamente, puedes hacer un rico batido con yogur, leche y miel para cuando termines tu entrenamiento. Otra opción que puedes probar es coger un puñado de fresas y hacer helado casero con fresas y plátanos, ideal para cuando llega el buen tiempo.

Seguro que te interesa…

Cómo elegir el plátano perfecto según su piel

Novamas » Cocina

Publicidad