ELA

Dejan en tierra a un enfermo de ELA porque su silla excede el peso permitido: "Me sentí impotente"

La aerolínea prohibió a un pasajero enfermo de ELA subir al avión porque su silla superaba los 10 kilos.

José Bañón, pasajero afectado

José Bañón, pasajero afectado A3N

Publicidad

"Me sentí impotente, humillado", con gran indignación responde el valenciano José Bañón ante la situación que sufrió el pasado domingo por la noche en el aeropuerto de A Coruña. Bañón, diagnosticado de Esclerosis Lateral Amiotrófica (ELA) desde hace cinco años, se disponía a tomar un avión de la compañía Air Europa para regresar a casa con su familia.

La sorpresa llegó cuando fue a facturar. "Nos dijeron que sobrepasaba en 10 kilos el peso permitido", relata para Antena 3 Noticias, Eva Jiménez, mujer de José. "La solución que nos dieron fue decirnos que nos quedáramos a dormir en A Coruña, pagándonos nosotros el hotel, y que a la mañana siguiente intentáramos desmontar la silla para que bajara de peso y pidiéramos algún vuelo para ese día con todo a nuestro cargo", cuenta.

"Cuando solicitamos telefónicamente los billetes indicó, antes de la compra, las características de la silla, el peso y la referencia del modelo", ha explicado Jiménez, que lamenta: "Al final nos dejaron tirados y sin opciones". "Nos tuvimos que buscar nosotros la vida para volver a Valencia. Compramos unos billetes de Iberia de A Coruña a Madrid, y de Madrid a Valencia regresamos en AVE. Y sin ningún problema", señala. "Tras esta terrible experiencia pudimos llegar a casa a medianoche, ocho horas más tarde de lo que habíamos previsto", concluye.

Lo dejan en tierra

"Me dicen que el peso máximo es 150 kilos. Hago reserva telefónica comunicando que el peso de la silla es 160 y aquí nadie se hace responsable. Por 10 kilos me dejan en A Coruña teniendo que ir a Valencia siendo una persona dependiente 100% que no puedo estar sin atención. Así me tratan". Con este mensaje Bañón ha denunciado los hechos a través de un vídeo publicado en redes sociales.

El secretario general de FACUA-Consumidores en Acción, Rubén Sánchez, también ha criticado lo ocurrido en su perfil de Twitter. "Esto es muy grave @aireuropa. Y no basta con pagar al afectado la compensación económica que tendréis que asumir tal y como marca la legislación por dejarlo en tierra".

Finalmente, hace unas horas la compañía aérea que le negó el viaje se ha puesto en contacto con Bañón comprometiéndose a hacerse cargo de los gastos, que ascienden a 1.200 euros, que les ha acarreado el incidente. José solo les pide que "esto no le vuelva ocurrir a ningún paciente con ELA".

Publicidad