159.999833

Publicidad

Coronavirus

Dudas y confusión sobre el estado real de Donald Trump tras ser ingresado por coronavirus

Los médicos de Trump aseguran que "continúa bien" tras ser ingresado por coronavirus mientras fuentes de la Casa Blanca informan de que su estado es "muy preocupante".

Las dudas en torno al estado de salud del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, crecen desde que el pasado jueves por la noche se conoció su positivo en coronavirus. El viernes por la tarde, Trump fue trasladado al hospital militar Walter Reed, a las afueras de Washington, para recibir un cuidado más intensivo por parte de su equipo médico que le ha suministrado un cóctel de anticuerpos y lo trata con el antiviral Remdesivir.

Este sábado equipo médico que atiende al presidente estadounidense, Donald Trump, por coronavirus se mostró "cautelosamente optimista" tras una jornada en la que el mandatario no presentó fiebre y no necesitó oxígeno suplementario, aunque reconoció que el mandatario "no está fuera de peligro". En un comunicado distribuido este sábado, el médico presidencial, Sean Conley, reiteró que Trump "continúa bien" y ha "hecho progresos sustanciales desde su diagnóstico", que se dio a conocer en la madrugada del jueves al viernes.

Sin embargo, el periódico estadounidense 'The New York Times', aseguró que los niveles de oxígeno en sangre del mandatario cayeron el viernes y se le administró oxígeno antes de ser traslado al hospital. El mandatario también mostró fiebre y fatiga.

La confusión no acaba ahí, pocas horas antes de que los médicos de Trump aseguraran que "continúa bien", fuentes de la Casa Blanca aseguraron que hubo señales "muy preocupantes" este sábado y que las siguientes 48 horas serán "críticas" para conocer cómo evolucionará el mandatario.

En medio de esta situación, Trump ha difundido en un vídeo grabado desde el hospital militar asegurando que se encuentra "mucho mejor" y está trabajando para "volver del todo", aunque "la verdadera prueba será en los próximos días".

El vídeo que divulgó en la red social de Twitter, muestra al presidente detrás de un escritorio con camisa, chaqueta, pero sin corbata, aparentemente este sábado. Posteriormente, la Casa Blanca remitió dos instantáneas de Trump fechadas en este sábado en las que se le puede ver trabajando desde el mismo escritorio en la suite presidencial y en soledad en una sala de conferencias en el hospital militar Walter Reed.

¿Ocultó Trump su positivo?

Otra de las incógnitas que surgen es: ¿Había ocultado la Casa Blanca que el presidente era positivo durante 36 horas?. El médico de Trump, Sean Conley, aseguró este sábado que "han pasado 72 horas desde el diagnóstico". Sin embargo solo pasaron 35 horas y 44 minutos desde que Trump había anunciado en Twitter su positivo por coronavirus.

Si a Trump se le detectó el coronavirus el miércoles en vez del jueves a última hora, supondría una violación todas las normas de seguridad de los Centros de Control de las Enfermedades, ya que el presidente no anuló su agenda hasta el viernes.

Publicidad