ENALTECIÓ EL YIHADISMO

Un exmilitar acusado enaltecimiento del terrorismo dice que se propasó con Miguel Ángel Blanco en un vídeo

El exmilitar gallego juzgado por vender en internet camisetas con símbolos yihadistas, compartir vídeos de Daesh y alegrarse por la muerte de Miguel Ángel Blanco ha admitido que está en contra del terrorismo y que se "propasó" con el concejal del PP asesinado por ETA hace ahora 20 años.

Publicidad

El acusado, Octavio C.T., ha hecho estas manifestaciones ante la sección cuarta de lo Penal de la Audiencia Nacional, donde se enfrenta a una pena de dos años y ocho meses de prisión, además del pago de una multa de seis euros al día durante 14 meses, por un delito de enaltecimiento del terrorismo.

Octavio ya fue juzgado por este mismo tribunal el pasado verano -por la venta de productos del Daesh y por ensalzar el terrorismo a través de Facebook y Youtube- pero fue absuelto, al entender los magistrados que los hechos no justificaban "acciones terroristas o a sus autores".

Durante su intervención ha reconocido los hechos -tanto la titularidad de la cuenta de Facebook y Youtube como la autoría de los contenidos delictivos publicados en las mismas- pero ha explicado que en ningún caso eso significa que apoye el terrorismo yihadista o el asesinato de Miguel Ángel Blanco.

En relación con el concejal del PP, que fue secuestrado y asesinato por ETA hace ahora 20 años, el acusado publicó un vídeo casero en el que indicaba que le importaba "un rábano" que le hubiesen matado, ya que era "un pepero de mierda".

"Personalmente habría sido mejor para mí que ETA hubiese matado a todos los peperos del país, porque así no me habrían detenido ni me habrían jodido la vida. No me alegraré de que ETA vaya matando peperos, porque no sé quién es peor, ¿pero que me vaya a apenar? No, eso no", expresaba en el vídeo, que ha sido reproducido en la Sala.

Octavio ha admitido que perdió las formas y se propasó al hacer ciertos comentarios, pero ha dicho que sigue pensando de la misma manera, porque, ha explicado, lo que pretendía era criticar al PP por "la forma en que utiliza el terrorismo como arma política".

Publicidad