ENCARGADO DE DESPEDIR EL 2014 Y DAR LA BIENVENIDA AL 2015

ENCARGADO DE DESPEDIR EL 2014 Y DAR LA BIENVENIDA AL 2015

Ignacio González supervisa el Reloj de la Puerta del Sol dos días antes de Nochevieja

El presidente de la Comunidad de Madrid ha asistido a los preparativos previos en el reloj más famosos de España antes de despedir el 2014. Ignacio González ha tenido palabras de agradecimiento y elogio para José Rodríguez Losada, el relojero que donó en 1860 la que hoy es una de sus señas de identidad de Madrid. "La ciudad de Madrid y, por ende, el Gobierno regional, estábamos en deuda con este artesano, y es de justicia reconocer no sólo el gran trabajo que realizó, sino también su gesto al regalar esta joya al pueblo de Madrid y la labor que han desarrollado todos los artesanos que desde su construcción han cuidado y velado por el Reloj", ha recalcado González.

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, ha supervisado este lunes los preparativos del Reloj de la Puerta del Sol para las campanadas de Nochevieja y ha homenajeado al relojero José Rodríguez Losada, quien en 1860 donó a Madrid la que hoy es una de sus señas de identidad. 

Junto al consejero de Presidencia y Justicia, Salvador Victoria, el delegado de las Artes del Ayuntamiento de Madrid, Pedro Corral, y Jesús López-Terrados, maestro Relojero de Casa Losada y responsable actual del mantenimiento del Reloj, González ha subido a la parte trasera de la esfera para comprobar la puesta a punto de la maquinaria que da la hora a los madrileños. 

Antes, González ha descubierto una placa conmemorativa en recuerdo y reconocimiento de José Rodríguez Losada, el relojero leonés que en 1860, estando afincado en Londres, construyó desde la capital británica un mecanismo que decidió donar al pueblo de Madrid. 

Hoy, más de un siglo y medio después, la maquinaria es el reloj más famoso de España, símbolo de Madrid, y marca el cambio de año en Nochevieja. 

"La ciudad de Madrid y, por ende, el Gobierno regional, estábamos en deuda con este artesano, y es de justicia reconocer no sólo el gran trabajo que realizó, sino también su gesto al regalar esta joya al pueblo de Madrid y la labor que han desarrollado todos los artesanos que desde su construcción han cuidado y velado por el Reloj", ha dicho el presidente. 

El histórico reloj actual conserva en un 98% su maquinaria original, y desde 1996 es revisado cada semana por los Relojeros de Casa Losada, encargados de su cuidado. 

En los días previos a las campanadas comprueban a diario su estado y precisión, y en la medianoche del 31 serán tres maestros los que permanecerán en la torre del edificio velando por que todo esté en orden. 

El reloj, sincronizado con el Observatorio Astronómico Nacional, cuenta con una maquinaria fácilmente desmontable -ya que cualquiera de sus piezas se pude desarmar por separado sin necesidad de tener que desmontar el Reloj- y especialmente precisa, que posibilita que sólo se retrase cuatro segundos al mes. Esa precisión es en parte debida a la presencia de un gran péndulo de tres metros de longitud que tarda dos segundos en realizar su recorrido.

Entre las curiosidades del funcionamiento del reloj durante las campanadas destaca que 28 segundos antes de la media noche se produce el descenso de la gran bola que indica que el año está a punto de terminar y que da paso a "los cuartos" que preceden a las doce campanadas.

Éstas repicarán a las doce en punto de la noche con un intervalo de tres segundos para finalmente dar la bienvenida al nuevo año.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.