CESAN A LOS PROGRAMADORES DE LA OBRA

CESAN A LOS PROGRAMADORES DE LA OBRA

La concejala de Cultura de Madrid dice estar "indignada" con la obra de títeres pero descarta dimitir

La edil ha apuntado que, aunque "hay un clima político de bastante crispación", en este caso "se ha cometido un error en la programación que ha ofendido a gente". "Nosotros hemos tomado las decisiones políticas que teníamos que tomar".

La concejal de Cultura y Deporte del Ayuntamiento de Madrid, Celia Mayer, ha anunciado este sábado que cesará "con caracter inmediato" la relación laboral con los programadores que contrataron la obra infantil de títeres que ayer mostró un cartel con el texto 'Gora Alka-ETA', aunque no ha respondido a su dimitirá por el incidente.

"Mi responsabilidad política ahora mismo es tomar las decisiones que hemos tomado de manera contundente y rápida: la paralización inmediata de la obra, en segundo lugar la demanda que hemos interpuesto en los juzgados, y en tercer lugar el cese de quien tiene la responsabilidad política directa de esa contratación, que son los programadores", ha señalado.

En declaraciones ante los medios de comunicación, Mayer ha señalado que están "absolutamente indignados" con lo ocurrido en la representación infantil de Tetuán, que mostró "contenidos de carácter inapropiado para el público infantil", sin especificar cuáles son dichos contenidos.

Por ello, la edil y la consejera delegada de Madrid Destino acudieron el viernes a última hora a los juzgados de Plaza de Castilla para interponer una denuncia ya que el contrato firmado "era para público infantil y se produjeron contenidos inapropiados para este tipo de obra".

Además, Mayer ha defendido que el método habitual es que los programadores elijan los contenidos en función de las sinopsis recibidas que, en este caso, "no tenía nada que ver con lo que se produjo en aquella plaza".

Preguntada sobre si los programadores no vieron las explicaciones que la propia compañía daba en su página web sobre la obra, donde adelantaban la temática, Mayer ha respondido que "los datos a los que tenían acceso los programadores eran esos", aludiendo a la sinopsis.

Por todo ello ha ordenado "con carácter inmediato el cese de la relación laboral con los programadores del Carnaval de Madrid, que va a ser ejecutado por el departamento jurídico de Madrid Destino con suma brevedad".

La edil ha apuntado que, aunque "hay un clima político de bastante crispación", en este caso "se ha cometido un error en la programación que ha ofendido a gente y nosotros hemos tomado las decisiones políticas que teníamos que tomar".

Los dos miembros de la compañía Títeres desde Abajo representaban en Tetuán la obra 'La bruja y don Cristóbal' en la tarde del viernes, en la que mostraron el ahorcamiento de un juez, el apuñalamiento de una monja, y un cartel de 'Gora Alka-ETA'.

Los padres asistentes avisaron a la Policía, que detuvo a ambos titiriteros. Al ser acusados de un delito de enaltecimiento del terrorismo, declararán este sábado ante el juez de guardia de la Audiencia Nacional.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.