120.00

Publicidad

Día Mundial del Perro 2020

¿Vacaciones con mascota? Cómo viajar con tu perro en coche, avión, barco, tren y autobús

Uno de los problemas para todos los que se van de vacaciones con su mascota es resolver la siguiente pregunta, ¿cómo puedo viajar con mi perro?

Día Mundial del Perro 2020: ¿Por qué se celebra el 21 de julio?

Hoy es el Día Mundial del Perro 2020 y para celebrarlo, te damos todas las claves para pasar unas vacaciones con tu mejor amigo. Viajar con tu perro para pasar las vacaciones con ella en un medio de transporte distinto al coche puede ser complicado. Pese a eso, tanto en el tren como en el avión, en un autobús o incluso en un barco, realizar estos viajes es posible si se siguen algunas normas. Consulta cómo viajar y vivir las vacaciones con tu perro.

Así es viajar con tu mascota en un avión

Todos los animales que pesen más de 8 kg, incluyendo siempre su transportín, podrán viajar en cabina, siempre y cuando, la compañía acepte mascotas a bordo. Normalmente limitan el número de animales a bordo por lo que es importante reservar plaza cuanto antes.

Para viajar en avión con un animal es preferible reservar vuelos directos en lugar que los que tengan escalas. Además, es preferible evitar volar en los días de desplazamientos masivos.

Viajar con perros se antoja más difícil que hacerlo con cualquier otra mascota, ya que algunas compañías aéreas también tienen restricciones con respecto a edad, raza y algunas características específicas de los perros.

Además, por lo general no se permite que viajen cachorros que tengan menos de 8 semanas de edad y en el caso de perros que pertenecen a razas consideradas potencialmente peligrosas, se requiere que lleven puesto el bozal, incluso cuando están encerrados en el transportín. Alguna de las compañías aéreas se reservan el derecho de denegar el acceso a los animales que por sus características pueden resultar molestos para los otros pasajeros, como en el caso de animales que huelen mal o que se muestran agresivos con las personas.

En cambio, los perros guía y los perros de asistencia no suelen tener problemas para viajar con sus propietarios en el interior de la cabina y pueden incluso viajar en compañías que normalmente no admiten mascotas a bordo.

Formas de viajar con tu mascota en barco

Esta opción de viaje no es la más adecuada para nuestras mascotas, ya que deben viajar en la bodega y están siempre muy alejados del dueño. Sin embargo, en algunos casos el propietario tiene la posibilidad de ir a visitar su animal durante el viaje para comprobar que esté bien y incluso puede sacar a pasear al perro en la cubierta del barco. Los desplazamientos del perro por el barco se tendrán que realizar en transportín o en caso de perros de tamaño medio‐grande, el animal estará provisto de correa, collar y bozal.

En los barcos rápidos y siempre en una zona habilitada para las mascotas, puede estar permitido que los perros de pequeño tamaño o los gatos de no más de seis kilos viajen en un transportin

Por último cabe decir, que del tipo de barco, los perros guía y de asistencia suelen tener libre acceso a las instalaciones y pueden viajar junto al propietario, pero siempre llevando puesto bozal y correa y sin molestar a los otros pasajeros.

¿Cómo puedo viajar con mi mascota en tren?

Los trenes de Renfe Cercanías permiten la entrada de gatos y de perros sin límite de peso, siempre que el resto de pasajeros estén de acuerdo.

Los perros que viajen en este medio de transporte deben llevar bozal e ir sujetos con correa o, viajar dentro del transportin si son pequeños.

En cuanto a los trenes de Larga y Media distancia y en AVE sólo se admiten gatos o perros que no pesen más de 10 kg y siempre dentro de un transportín. El animal viaja cerca del propietario, pero si causa molestias a los otros pasajeros la compañía puede obligarnos incluso a abandonar el tren.

Así se puede viajar en autobús con una mascota

Viajar en autobús con una mascota no suele estar permitido por las compañías. Las pocas que lo permiten lo hacen con animales pequeños, de no más de ocho kilos. Además, deberán estar durante todo el trayecto en el transportin.

La única excepción a esta regla general son los perros guía. Estas mascotas podrán viajar siempre acompañando a sus dueños. Pero deberán hacerlo estando siempre bien sujetas por una correa. Además, en algunos casos deberán también llevar bozal.

Publicidad