Publicidad

Niñas desaparecidas

Investigan si Tomás Gimeno se llevó ropa y juguetes de las niñas desaparecidas en Tenerife

El padre de las niñas de Tenerife, Tomás Gimeno, pudo hacer acopio de ropa y juguetes antes de desaparecer con sus hijas Anna y Olivia. Entre las hipótesis que se barajan está la de que no llegaran a abandonar Tenerife

Investigan si Tomás Gimeno, el padre de Anna y Olivia, las dos niñas desaparecidas en Tenerife, pudo haber hecho acopio de ropa de las niñas y juguetes en su casa antes de que se les perdiera el rastro a los tres. Así lo aseguran fuentes de la investigación cuando ya han transcurrido 16 días desde que padre e hijas desaparecieran. De momento se mantienen abiertas todas las hipótesis en torno a un caso que el juzgado instructor investiga como un presunto delito de secuestro.

¿Sigue en la isla Tomás Gimeno?

Entre dichas hipótesis está la de que no abandonaran Tenerife. Es más, el juzgado emitió una orden de búsqueda internacional y se han realizado diferentes pesquisas al respecto. Por ejemplo, se ha realizado un seguimiento a las embarcaciones que en el día que aquellos desaparecieron realizaron rutas desde Canarias a Cabo Verde. De hecho, los amigos del padre de Anna y Olivia, las niñas desaparecidas en Tenerife, están convencidos de que Tomás se ha escondido con las pequeñas en algún lugar.

Anna, de 6 meses, y Olivia, de un año, llevan desaparecidas desde el pasado 27 de abril cuando su padre, Tomás Gimeno, no devolvió a sus hijas a la madre y le aseguró que nunca más las volvería a ver. Más de dos semanas de búsqueda después, sigue sin localizarse a las pequeñas y se ha intensificado el rastreo en la costa. Los investigadores de la Guardia Civil han vuelto a registrar la casa del padre en busca de pruebas. Las cuentas bancarias de Tomás no registran movimientos extraños y se pide la colaboración ciudadana para aportar cualquier pista que ayude a localizar a las pequeñas.

Los vídeos distribuidos de Anna y Olivia con el permiso de la madre, buscan sensibilizar y acumulan 20 millones de visitas. En las grabaciones se puede ver a las pequeñas jugar encima de la cama y compartir sonrisas con la madre.

Habla la detective

Asimismo, a detective privada que contrató Tomás Gimeno en julio del año pasado para que investigara a su pareja y madre de las niñas desaparecidas en Tenerife ha aseverado a Antena 3 Noticias que era un caso como muchos otros, un "encargo legítimo".

La detective dice que no descubrió nada extraño, que se trató de un "caso normal" como muchos que llegan a su despacho para conocer los movimientos de su pareja y que no se había puesto en contacto antes con la Guardia Civil porque no había reconocido a Tomás en la primera foto que se hizo pública.

Apunta que era un encargo legítimo por el vínculo que existía entre ambos. En el transcurso del trabajo no detectó ningún delito aunque no revela detalles por el secreto de sumario. Se confiesa impactada por el caso y por no haber reconocido en los primeros días a su cliente.

Publicidad