Aumento de los procesos inflamatorios y de oxidación, cambios en el metabolismo... todo ello contribuye a aumentar los signos de envejecimiento de la piel y tiene un factor común: la contaminación.

Según los expertos, la polución cada vez tiene más efecto en la piel y es por ello que la industria de la cosmética centra sus esfuerzos en crear productos que combatan los efectos del sol y los de la contaminación, una necesidad básica sobre todo en las grandes ciudades.

El sector de la cosmética se encuentra en constante crecimiento y las cifras lo confirman: en 2018 las ventas en cosméticos aumentaron un 3% respecto al año anterior. Y la industria pretende seguir elevando sus ventas centrándose en una cosmética fabricada de forma sostenible y con componentes naturales.

Pero aunque usemos la mejor cosmética, los expertos recomiendan que, además de limpiarla y protegerla, lo ideal es visitar al especialista.