Publicidad

Coronavirus Australia

La estrategia de Australia para vencer a la pandemia del coronavirus

Una española residente en Melbourne, Australia, nos cuenta la estrategia que ha seguido el país para combatir al coronavirus.

Bares llenos de gente, gimnasios sin mascarillas y cines abarrotados. Es la imagen que a día de hoy deja Australia, un país que ha logrado combatir al coronavirus y que en España se sigue viendo como una utopía. Antena 3 ha hablado con una española residente en Melbourne, que nos ha contado el secreto de la región para liberarse de la pandemia.

Nada tiene que ver la campaña de vacunación. En Australia, de hecho, ni ha empezado. Las autoridades sanitarias prevén iniciarla a mediados de febrero y, aún así, han logrado alcanzar su objetivo 'Covid 0'.

"Hemos tenido un confinamiento súper estricto. Durante más de 4 meses no pudimos hacer nada, pero ha merecido la pena porque ahora no hay ningún caso", cuenta la española en Melbourne.

Confinó una ciudad entera tras detectar 1 positivo

La estrategia de Australia se ha basado en la precaución absoluta y la rápida actuación, tal y como ha ocurrido en Taiwán, Singapur o Vietnam, que contaban con experiencia previa en el control de pandemias cuando estalló el coronavirus hace ya un año.

Hasta Rafael Nadal, tenista español, destacó el sacrificio del país durante su visita para el Open de Australia. "Cuando uno llega aquí y ve que la vida es prácticamente normal, también es fruto de grandes esfuerzos que han tenido que hacer durante muchos meses. Envidia sana", explicó.

Aunque eso sí, él tampoco se libró de la cuarentena obligatoria que se impuso a los tenistas días antes de la gira australiana. Un trabajador de los 3 hoteles que iban a acoger a los deportistas dio positivo, por lo que un total de 600 personas tuvieron que permanecer aisladas hasta dar negativo en coronavirus.

Otro ejemplo de prevención es el confinamiento, durante 5 días, de la ciudad australiana de Perth. Llevaban 10 meses sin detectar ni un solo caso de coronavirus y 14 días sin contagios comunitarios en el país cuando un trabajador dio positivo. En ese momento, todo el mundo debió permanecer en sus casas durante casi una semana salvo causas justificadas.

Desde que estalló la pandemia en el país, Australia sólo ha registrado 29.000 contagios de coronavirus, una cifra muy baja teniendo en cuenta su población: 25 millones de habitantes. En España superamos en las últimas 24 horas los 3 millones de contagios y las 60.000 muertes a causa de la enfermedad, frente a las poco más de 900 del país australiano, unas cifras que evidencian su éxito a la hora de combatir la pandemia.

Publicidad