Publicidad

Oksana Masters

Oksana Masters, la medallista paralímpica con la que no ha podido Chernobyl ni los abusos en el orfanato

Oksana Masters nació hace 31 años en la ciudad ucraniana de Khmelnytskyi con múltiples malformaciones a causa de la radiación de Chernobyl . Después de pasar varios años en orfanatos y sufrir todo tipo de abusos, se ha convertido en una de las mejores deportistas paralímpicas del mundo.

La historia de Oksana Masters es una historia de pura superación, de no rendirse ante las adversidades de la vida. Y es que esta deportista y medallista paralímpica nació en Ucrania en 1989, tan solo tres años después del mayor accidente nuclear de la historia, el de Chernobyl.

Oksana nació con múltiples malformaciones: un sólo riñón, seis dedos en cada pie... Su pierna izquierda era 15 centímetros más corta que la derecha y no tenía tibias.

Además, Oksana fue abandonada e ingresó en un orfanato, donde sufrió todo tipo de abusos.

"Mucha gente no quiere creer lo que ocurre en ciertos orfanatos de Ucrania. Pero deberían creerlo. Ocurren cosas horribles", explica Oksana.

"La mayoría de las peores cosas, ocurrían a altas horas de la noche. A veces, en lugar de ser gráfico, sólo necesito contar a la gente una lista de las cosas que ya no soporto: cuchillos; cigarrillos encendidos; cadenas metálicas. Todavía, a día de hoy, no puedo recibir un masaje y no asustarme. Eso probablemente te da una idea de la situación", recuerda Oksana

Su vida cambió cuando fue adoptada por la estadounidense Gay Masters, una logopeda que quiso dar una oportunidad a aquella niña. Y Oksana respondió. El deporte fue su motor, la herramienta para salir del infierno de su niñez y convertirse en una de las mejores deportistas paralímpicas del mundo.

Oksana compite bajo la bandera de Estados Unidos y lo ha ganado prácticamente todo. Ha estado presente en los JJOO de Londres, Sochi y Río, y cuenta con medallas paralímpicas en tres categorías.

Publicidad