Meghan Markle y el príncipe Harry han vivido este fin de semana uno de los días más felices de su vida tras casarse el pasado 19 de mayo en el Castillo de Windsor. Poco a poco son muchos los detalles que se van desvelando sobre el enlace, el último de ellos ha sido la canción que eligieron para su primer baile de novios.

Tras la ceremonia y el convite, Meghan y Harry se trasladaron hasta Frogmore House donde tuvo lugar, a partir de las 22.00 horas, la fiesta privada que organizaron solo para 200 de los invitados.

Hasta allí, los recién casados llegaron en un precioso Jaguar clásico descapotable en el que destacaba el detalle de la matrícula, justo con la fecha de su matrimonio: E190518.

Tras llegar a la recepción donde les esperaban todos los invitados, el príncipe Carlos organizó una suculenta cena de comida orgánica que fue el preámbulo a uno de los momentos más esperados, el primer baile de los novios.

Para la ocasión la pareja eligió una canción muy conocida por todos, el clásico de los 80 de Whitney Houston, 'I Want to Dance with Somebody', tal y como informa 'The Telegrah'.

Este temazo del 87 es uno de las canciones favoritas de Meghan y en alguna ocasión ella misma ha comentado que es "su canción feliz", por lo que qué momentazo más feliz que éste para empezar una etapa tan bonita junto al hombre de su vida.