COULIBALY MATÓ A CINCO PERSONAS

COULIBALY MATÓ A CINCO PERSONAS

Prisión provisional para los cuatro detenidos por prestar apoyo a Coulibaly

Por ahora no hay elementos que permitan perseguirlos por complicidad, es decir, que no se considera que participaron directamente en los atentados de Coulibaly. Se les acusa por terrorismo con fines criminales.

Un supuesto Coulibaly reivindica los ataques
Un supuesto Coulibaly reivindica los ataques | agencias

La justicia francesa decretó la prisión provisional para los cuatro hombres inculpados por haber prestado apoyo al terrorista Amedy Coulibaly, que mató a cinco personas entre el 8 y el 9 de enero en París. El fiscal de París, François Molins, explicó en una conferencia de prensa que estos cuatro hombres, de entre 22 y 28 años, fueron acusados por el juez instructor ante el que comparecieron la pasada noche por terrorismo con fines criminales.

Por ahora no hay elementos que permitan perseguirlos por complicidad, es decir, que no se considera que participaron directamente en los atentados de Coulibaly, comentó Molins.

Tres de ellos, identificados como Willy P., Christophe R. y Tonino G., habían ido en diciembre a varias armerías de París y de los alrededores para comprar material que tenía Coulibaly en su domicilio o en el supermercado judío de París donde asesinó a cuatro personas antes de ser abatido el día 9. Al cuarto, Michael A., además del cargo de terrorismo se le imputa el de tenencia o transporte de armas porque su ADN estaba en una pistola y en un revólver que Coulibaly tenía en su casa, pero también en uno de los elementos hallados en el supermercado "Hyper Cacher".

Tres de los cuatro (todos salvo Tonino G.) tenían a sus espaldas varias condenas por asuntos de delincuencia común. Precisamente, Michael A. conoció a Coulibaly en prisión. El fiscal relató que tres hombres habían estado presentes cuando este terrorista compró un Renault Mégane con el que se supone que se desplazó hasta el comercio judío en el que secuestró a los clientes, y que se encontró en las proximidades.

Los investigadores siguen buscando una moto, cuyas llaves llevaba Coulibaly al ser abatido, y de la que tenía también un localizador en su domicilio de Gentilly, que ocupaba sólo desde el 4 de enero, y donde se supone que grabó al menos una parte del vídeo de reivindicación que se colgó un día después de la masacre del supermercado.

Molins indicó que también se relaciona con este terrorista el intento de asesinato de un corredor en Fontenay aux Roses, en las afueras de París, el 8 de enero por la tarde, horas antes de que Coulibaly matara en Montrouge, al sur de la capital, a una policía municipal junto a una escuela judía.

Precisó que los casquillos utilizados para atacar al corredor de Fontenay aux Roses, que según algunos investigadores podría haber sido "un entrenamiento" para las acciones posteriores, fueron disparados por una de las armas de Coulibaly.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.