TIENE 712.000 SEGUIDORES EN INSTAGRAM

TIENE 712.000 SEGUIDORES EN INSTAGRAM

Una modelo australiana revela las mentiras que hay detrás de sus fotos en las redes sociales

La modelo Essena O'Neill, de 18 años, ha decidido contar la verdad. Ha eliminado muchas de sus fotos, pero la mayoría de ellas han sido retituladas para explicar cúal es el verdadero procedimiento que seguía para subir cada una de ellas. La joven asegura que "las redes sociales no son reales. Son un sistema basado en la aprobación social, el éxito con los seguidores".

Essena O'Neill
Essena O'Neill | Instagram

La modelo Essena O'Neill, de 18 años, ha decidido confesar muchas de las verdades que esconden sus fotos en las redes sociales. La australiana, que cuenta con 712.000 seguidores en Instagram, decidió borrar más de 2.000 fotos el pasado 27 de octubre.

La joven modelo cuenta que no ha borrado todas sus fotos, pero lo que sí ha hecho ha sido cambiar los títulos de algunas de ellas para explicar cúal es el verdadero procedimiento que seguía para subir cada una de sus fotos.

La australiana ha creado una página, Let’s be game changers (vamos a cambiar el juego), donde comparte textos y vídeos sobre sus sentimientos, incluso ha escrito una declaración de intenciones. "Yo no vivía en el mundo real, viví a través de las pantallas. Y he creado un producto de mí misna, creyendo que eso me iba a traer la felicidad. Lo que no podría estar más lejos de la realidad", confiesta en su blog.

Asegura que ha dejado de vivir para las redes sociales, que se encontraba "ahogada". "Las redes sociales no son reales. Son puramente artificiales. Son un sistema basado en la aprobación social, el éxito con los seguidores. Y eso me consume", añade la modelo.

Essena O'Neill cuenta que sus fotos la han permitido sacar ganancias pero engañando a la gente. Creó una imagen de sí misma que no era más que una idea de perfección. Confiesa que "vívía dentro de una fantasía", que ganó fama y la aprobación social, y que se sintió "muy valorada".

 

 

"@rachael_consaul consiguió tomar unas magníficas fotos. Sin duda ella tiene mucho talento. Originalmente yo las quería para mi nuevo sitio essenaoneill.com. Oh cuánto puede cambiar todo en unas semanas. Ahora ya no quiero llevar una máscara de este tipo. Me encanta este vestido, me hace sentir como un hada. Lo que no fue capturado fueron las largas conversaciones que habíamos tenido en la playa a la espera de la iluminación. Así es la vida real, esta imagen es la belleza artificial, no es real".

 

 

"NO ES LA VIDA REAL - Pude hacer 100 poses similares intentando que mi estómago se viera bien. Me hubiera gustado comer bien ese día. Seguramente grité a mi hermanita para conseguir una foto que me gustara".

 

 

"Cobré 365 euros (400 dólares) por publicar este vestido. Por aquel entonces tenía 150.000 seguidores, con medio millón sabía que muchas marcas online podían llegar a pagar hasta 1.800 euros (2.000 dólares) por cada imagen. No hay nada de malo en aceptar de ofertas de una marca. Simplemente creo que se debe saber. [...] Tened en cuenta lo que la gente promueve, preguntaros a vosotros, ¿cuál es la intención detrás de la foto?".

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.