En menos de un mes arrancan las pruebas de acceso a la universidad en toda España y los alumnos ya están preparándose para el que puede ser uno de los exámenes más importantes de su vida.

Pero no solo los alumnos se preparan para esta prueba. También las universidades ultiman los preparativos para que todo salga bien durante los días que duren los exámenes.

Con la llegada de las nuevas tecnologías, las universidades comienzan a blindarse para evitar que los alumnos copien durante los exámenes y por ello las normas se van actualizando.

La Comisión Interuniversitaria de Galicia (CiUG) ha publicado sus normas de cara a las pruebas de acceso a la universidad y entre ellas aparecen algunas que llaman la atención.

La CiUG exige que los alumnos mantengan "los pabellones auditivos despejados para verificar que no usan dispositivos auditivos no permitidos". De esta manera, queda implícito que aquellos alumnos que tengan el pelo largo se lo tendrán que recoger para no contradecir la norma. Además, tampoco podrán vestir gorros, bufandas, capuchas o cualquier otra prenda que tape las orejas de los estudiantes.

Respecto al uso de calculadoras, se permite que se utilicen solo en los ejercicios de Matemáticas, Física, Química y Economía aunque especifican que estas no podrán ser programables ni tener capacidad gráfica.

Tampoco se permite llevar teléfonos móviles, relojes inteligentes o cualquier otro dispositivo electrónico incluso aunque estén apagados. El comunicado de la CiUG indica que en el caso de los relojes inteligentes tampoco se podrán utilizar aunque sea en modo reloj convencional.

Respecto a los casos de alumnos que sean cazados pillando, el comunicado aclara que tras ser identificado, tendrá que abandonar el aula y obtendrá una calificación de 0 puntos.

También te puede interesar...

¿Se debe permitir o prohibir el uso de la calculadora en el examen de Selectividad? Los profesores de matemáticas piden que se permita