CULPA AL PARTIDO DEMÓCRATA

Donald Trump niega que violara a la periodista Elizabeth Jean Carroll en 1995 y dice que no la conoce

"No he conocido a esta persona nunca en mi vida. Está intentando vender un nuevo libro, y eso debería dejar clara su motivación", asegura Trump

Publicidad

La periodista Elizabeth Jean Carroll ha afirmado que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, la violó en 1995 en un probador de una tienda de Nueva York. "Se bajó la cremallera del pantalón y, forzando sus dedos alrededor de mi zona íntima, empuja su pene dentro de mí", asegura.

Donald Trump se ha pronunciado al respecto y afirma que nunca ha violado a la periodista y que ni siquiera la conoce. "Respecto a la 'noticia' de E. Jean Carroll, que afirma que nos encontramos hace 23 años en Bergdorf Goodman: No he conocido a esta persona nunca en mi vida. Está intentando vender un nuevo libro, y eso debería dejar clara su motivación. Debería venderse en la sección de ficción", asegura el presidente estadounidense.

El mandatario ha negado rotundamente los hechos y ha asegurado que la oposición demócrata está detrás de la denuncia. Ha pedido que "si alguien tiene información de que el Partido Demócrata" pueda estar "trabajando con la señora Carroll" o la revista New York, le avisen "cuanto antes".

"Señora Carroll y New York Magazine: ¿No hay fotografías? ¿No hay vigilancia? ¿No hay vídeo? ¿No hay informes? ¿No había ningún empleado de la tienda cerca? Me gustaría dar las gracias a Bergdorf Goodman por haber confirmado que no tienen grabación de vídeo de ese supuesto incidente, porque nunca ocurrió", sentencia Trump en un comunicado.

Trump ha citado otro caso, el de Julie Swetnick, que según él "acusó falsamente" de abusos sexuales al juez Brett Kavanaugh, confirmado para el Supremo pese a las acusaciones de otra mujer, Christine Blasey Ford.

Carroll, conocida por su columna de consejos "Ask E. Jean" en la revista Elle, cuenta en el extracto de su libro que se encontró con Trump en los grandes almacenes Bergdorf hace dos décadas. Tras una breve charla, el mandatario le pidió "ayuda" para comprar un regalo a una "chica" y en el probador la "embistió", la "empujó contra la pared" y la forzó.

La mujer cuenta que no se lo contó a la policía, pero sí a dos amigas íntimas y explica por qué no lo denunció. "Recibir amenazas de muerte, tener que abandonar mi casa, ser despedida, arrastrada por el barro, y unirme a las 15 mujeres que han salido con historias creíbles sobre cómo el hombre las agarró, molestó, menospreció, maltrató, acosó sexualmente y violó, solo para ver cómo ese hombre le da la vuelta, niega, amenaza y ataca, nunca sonó divertido", concluye.

Publicidad