Miriam Gutiérrez, 'La Reina' como se le conoce en el mundo de boxeo, el próximo viernes 22 de Marzo peleará por el título de Campeona de Europa en el casino de Torrelodones contra la británica Sam Smith.

Tres días antes de la pelea más importante de su carrera ha dado una charla en un colegio a niños de 11 años concienciándoles sobre el bullying y el acoso escolar.

Contándoles su propia experiencia personal, Miriam, ha impactado en los niños. Cuando tenía 19 años y estando embarazada de ocho meses su expareja le pegó una paliza que le provocó el parto.

Nada más dar a luz, con la cara morada por los golpes, se dio cuenta que tenía que acabar con esa relación tóxica, y volver a ser ella misma. Sonreír, pensando como ella misma dice en el que es el faro de su vida, su hija Zayra, de ahora 14 años.

"¿Sabéis qué pasó cuando yo estaba de ocho meses? Por no haberle frenado, por no haber pedido ayuda... Me pegó un golpe que me partió la mitad de la cara y caí al suelo con un bebé a punto de nacer. Me tuve que ir corriendo al hospital porque pensé que el bebé que yo llevaba en la tripa se había muerto", cuenta Miriam.

Ese golpe que le dio la vida suena duro, pero lo cuenta tan claro para que esos niños no cometan errores parecidos: "Tenéis que apoyaros unos a otros. Es mejor ayudar que no pisar".

"Tuvieron que sacar a la niña rápida porque podía asfixiarse dentro. ¿Sabéis lo que hice cuando vi a mi niña? Darle un beso y darme cuenta de que yo no quería esa vida. Fue la que me hizo sonreír y decirme que todo esto tenía que cambiar", les narra la boxeadora. "No he vuelto a ver a ese hombre en 15 años y lo mejor que me ha pasado en la vida", reflexiona.

Ella, hoy se ha ganado un montón de pequeños fans que la animarán el viernes en lucha por el campeonato de Europa en el Casino de Torrelodones.

Te puede interesar:

La pequeña 'Pantera Rosa' asombra al mundo del boxeo con su entrenamiento extremo

La campeona del mundo de boxeo Joana Pastrana y Dolph Lundgren, reunidos por el estreno de Creed II