194.005167

Publicidad

Skate

El skater Anthony Huber murió por un disparo de Kyle Rittenhouse en Kenosha (Estados Unidos): "Hizo algo heroico"

Es el 'héroe del monopatín' de EEUU. La muerte del Skater Anthony Huber de un disparo en Wisconsin ha revolucionado las protestas raciales en el país: murió intentando golpear con su monopatín al tirador de 17 años Kyle Rittenhouse.

En las protestas de Wisconsin, Anthony Huber vio cómo un fanático disparaba con un rifle. Se lanzó a por él, golpeándole con su monopatín. El agresor le hirió mortalmente, pero no mató más. Anthony salvó seguramente muchas vidas, aunque su heroicidad le costó la suya.

La muerte del Skater Anthony Huber en las protestas de Kenosha (Wisconsin, Estados Unidos) ha revolucionado las protestas raciales en Estados Unidos. El skater recibió un disparo de Kyle Rittenhouse, un joven de 17 años admirador de la policía que fue arrestado por las autoridades.

Anthony Huber no dudó en lanzarse con su monopatin sobre Kyle Rittenhouse, el joven que con su rifle de aslato mató a dos personas e hirió a otra en un brazo.

El crimen tuvo lugar en la tercera noche consecutiva de protestas en Kenosha por el asesinato de Jacob Blake a manos de la policía. El skater Anthony Huber usó su patín para intentar reducir a Rittenhouse cuando recibió un disparo mortal en el estómago.

El testimonio de Hannah Gittings, su pareja, es desgarrador: "Huber quería mucho esta ciudad, derribó a un hombre armado solo con su skate y luego recibió el disparo". Después Gittings arrancó a llorar y animó a todo el mundo "a patinar tanto como sea posible en su memoria".

"Me empujó fuera del camino, como si me estuviera diciendo que saliera corriendo, y yo traté de agarrarlo", dijo Hannah Gittings a CNN. "Debería haber estado allí, pero él no iba a cambiar de opinión". "Hizo una… cosa heroica", afirma.

Sin embargo, para Donald Trump se trató de un acto en defensa propia, olvidándose de que perseguían a Rittenhouse porque acababa de tirotear a otro manifestante y huir de la escena corriendo.

Kyle podría ser sentenciado a cadena perpetua, mientras el monopatín de Anthony ya es un símbolo más contra la violencia armada.

Publicidad