LaLiga (0-1)

Lewandowski sostiene a un Barça gris que terminó pidiendo la hora ante el Mallorca

El polaco marcó el único gol del partido y permite al Barça seguir sumando de 3 en 3 y dormir líder a la espera del partido del Madrid. Buena imagen del Mallorca en San Moix.

Lewandowski sostiene a un Barça gris que terminó pidiendo la hora ante el Mallorca

Lewandowski sostiene a un Barça gris que terminó pidiendo la hora ante el Mallorca EFE

Publicidad

Robert Lewandowski es de oro, al menos eso lo que valen sus goles para el Barça. Los de Xavi estuvieron muy grises y solo un golazo del polaco marcó la diferencia en un partido en el que el Mallorca no mereció perder. Los culés terminaron pidiendo la hora.

Xavi alineó hasta 6 jugadores nuevos respecto a los partidos anteriores, la larga lista de bajas le obligó a hacerlo y el parón de selecciones se notó en una primera parte sosa y sin mucho peligro de un Barcelona al que, a diferencia del año pasado, le salva la papeleta día si y día también Robert Lewandowski.

El Barça jugó con fuego

El polaco no necesitó nada para mandar el primera a la cazuela, el Barça no encontraba los espacios y el Mallorca no sufría, es más, se acercó alguna vez a la portería de Ter Stegen hasta que el ex del Bayern entro en el área, amagó con la izquierda, recortó y con 3 jugadores delante disparó con efecto al palo largo del portero para poner por delante a su equipo.

El guion de partido fue extraño, la posesión y el control pertenecía al Barça pero las ocasiones y el juego en el área y las ocasiones al Mallorca, que necesitaba de muy poco para llegar a portería contraria y como mínimo meter más de un susto a los culés.

Lewandowski y Ter Stegen, los dos pilares

El Barça, con la ley del mínimo esfuerzo, afrontó la segunda mitad ante un Mallorca que se dejó el alma en el césped y que arrinconó a su rival en los últimos 10 minutos, teniendo hasta 2 ocasiones clarísimas, una de Muriqi y otra de Lee. Gris tirando a negro el partido de los de Xavi, que esta vez si terminaron pidiendo la hora pero que cuentan con dos pilares que el año pasado no existían, Lewandowski arriba y Ter Stegen abajo. Ambos imperiales.

Duerme líder el Barcelona y orgulloso el Mallorca, que volvió a dar la cara ante un grande. Solo Lewandowski le separó de puntuar hoy.

Publicidad