111.999667

Publicidad

Coronavirus

Una fotógrafa se adentra en un hospital de Madrid para retratar su realidad

Natalia, una fotógrafa de bodas, plasma en imágenes cómo se vive en la primera línea contra el coronavirus.

Son muchas las profesiones que se están viendo afectadas por el coronavirus, pero hay quien saca partido de lo que sabe hacer para ayudar a otras personas y colaborar en esta crisis.

Un ejemplo de ello es Natalia, una fotógrafa que sin bodas que retratar, plasmó lo que ocurría en el hospital de Getafe, en Madrid. Imágenes que se han convertido en un homenaje a sanitarios y pacientes que luchan contra el coro

Cuando la pandemia se desató y llegó a nuestro país, Natalia sintió la necesidad de aportar algo, entonces cogió su cámara para plasmar otras imágenes.

Sintió miedo al estar tan cerca de la primera línea contra el coronavirus, pero cogió su cámara y decidió contar lo que pasaba en el hospital de Getafe. Puso imagen a lo que sucedía en la UCI, donde están esos pacientes que luchan por sobrevivir, pero que al ver su compañía ke sonreían. “Yo no me podía permitir soltar una lágrima delante de ellos”, cuenta Natalia.

Vivió el infernal incremento del contagio. “Doscientas personas esperando en urgencias para ser atendidas”, subraya.

Un trabajo de 48 horas que dejan muchas fotos y una conclusión: “esta ha sido la guerra, pero gracias a que hemos estado unidos ya vamos saliendo poco apoco de ella”, asevera la fotógrafa, quien se muestra orgullosa de poder enseñar lo que se ha vivido durante la pandemia del coronavirus.

Publicidad