Para entender más sobre la complejidad del espacio desde Antena 3 hemos hablado con Begoña Vila, que nos ha atendido desde Washington. Vila es astrofísica e ingeniera de sistemas de la NASA, y lidera el grupo de trabajo que prepara la puesta en órbita del telescopio espacial Webb para el año 2021.

Vila nos explica que este nuevo aparato es el más grande y complejo que se ha creado hasta el momento. Una de su principales características será que "nos permitirá comprobar la atmósfera de otros planetas para ver si existen elementos que puedan ser buenos para la vida", además de poder ver las primeras estrellas y galaxias que se formaron.

Una de las cosas más interesantes que Begoña cuenta es la próxima misión que se quiere llevar acabo. Lleva el nombre de 'Artemis' y con ella se quiere poner a la primera mujer en la superficie de la Luna. A diferencia de la última misión, el objetivo es establecerse en una órbita cercana a la Luna para más tarde trasladarse a la superficie lunar.

De esta forma, la idea de crear una base permanente en la Luna no es descabellada, pues ésta es una de las finalidades a las que se quiere llegar con la próxima misión

Una vez superada esta compleja misión, el siguiente paso será aprender todas las cosas que la Luna puede aportarnos tanto científica como tecnológicamanete para dar el siguiente gran paso. Viajar al Planeta Marte.

Además, en estos cincuenta años de diferencia, entre una misión y otra, se han podido aprender muchas cosas. Tal y como explica Vila "vivimos en un mundo muy distinto y en este viaje habrá colaboradores de empresas privadas, nacionales e internacionales, que trabajan con el deseo de beneficiarse del conocimiento (que se adquiriría de la misión 'Artemis') para fomentar su propia industria de viaje al espacio.

Otra de las diferencias que la astrofísica de la Nasa destaca es la tecnología de aquel entonces con la que " resulta imposible pensar lo que consiguieron lograr. Ahora con la tecnología que tenemos, mucho más avanzada, hemos aprendido cosas que nos van a permitir desarrollar más tecnologías de propulsión para poder viajar más lejos en el espacio".

Gracias a la época en la que nos encontramos, del desarrollo de nuevas tecnologías, podemos estudiar el efecto que tiene vivir en la Luna durante mucho tiempo para los humanos. De esta forma se podrían establecer ciertos parámetros para la próxima llegada de la mujer y el hombre a la luna. Misión en la que el principal objetivo es quedarse allí.