Amanda Bynes ha recuperado su vida tras la época oscura que vivió enganchada a las drogas y el alcohol. La actriz acaba de reaparecer en las redes sociales para sorpresa de sus fans, que han podido comprobar que la intérprete está guapísima y con un aspecto de lo más saludable.

Llevaba desde 2016 sin postear ningún selfie y por fin Amanda ha compartido un selfie desde dentro del coche. Con una camisa blanca de topitos negros, pelo recogido y un maquillaje bastante natural, la que fuera una de las chicas Nickelodeon ha demostrado a sus fans que se encuentra muy bien y parece que completamente recuperada.