Uno de los más críticos ha sido Fernando Martínez Maíllo del PP que ha comentado “me parece que retrata al personaje todo el libro, eso sin leerlo... dice cosas bastantes surrealistas, cutres, como lo del colchón que se lo podría haber ahorrado... imagino que estará arrepentido, salvo que se quiera mucho a sí mismo cosa que no es descartable".

¿Sobre los detalles de la Reina que quiso saludarle personalmente para conocerlo? " Hay ciertas cosas en las que tiene que ser discreto...son las normas básicas. Está por debajo de Barrio Sésamo.”

También la popular Marta González asegura que "estamos sorprendidos, está lleno de inexactitudes... de una soberbia y vanidad increible"

José María Barreda, del Psoe, ha preferido ser más prudente “no lo he leído, me parece una osadía opinar sin leerlo, me gusta comentar un libro después de leerlo, prefiero ser prudente”

Por su parte, Micaela Navarro, es de la misma opinión .Asegura que seguramente lo leerá y será entonces cuando pueda hacer algún comentario.