Las imágenes muestran cómo ha aparecido la sede nacional de Ciudadanos en Madrid. Los califican de corruptos, de venderse en el conflicto del taxi y con insultos contra Inés Arrimadas y Juan Roldán.

Para Ciudadanos son "un cóctel de machismo, intolerancia, insultos y odio". No quieren asociarlas a los taxistas, "no representan al colectivo del taxi". Su secretario general, José Manuel Villegas ha respondido a través de las redes sociales con un "no nos callarán".

También te puede interesar:

Un humorista de TV3 publica en su Twitter que Arrimadas lo que busca es "que alguien le lance un cubo de mierda sobre su cabeza"

El actor Toni Albà insinúa en un tuit que Arrimadas es prostituta y ella le acusa de "machista y repugnante"