Publicidad

23-F

Anna Balletbó, testigo directo del 23-F: "Nadie tiene que cuestionar el papel que tuvo el Rey en la Transición"

Antena 3 Noticias ha hablado con Anna Balletbó, testigo directo del intento de golpe de Estado hace 40 años el 23-F.

Se cumplen 40 años del intento de golpe de Estado en España y Antena 3 Noticias ha hablado con Anna Balletbó, periodista y diputada socialista en aquel entonces que vivió en primera persona el 23-F. Para ella se trata de “un episodio muy duro que podía haber dado un volantazo a la llegada de la democracia”.

Anna estaba embarazada de gemelos aquel 23 de febrero y recuerda que lo primero que pensó fue "que nos mataban por filas". Asegura que por instinto "me protegí la barriga y la cabeza no pensando en que moriría sino en que me podían herir con facilidad y que abortaría allí mismo". Ella precisamente por estar embarazada fue de las primeras en salir de la Cámara tras avisar al que "barría el pasillo".

"A veces en la vida se reacciona de manera extraña y también se reacciona de una manera extraña en función de tu situación personal. Yo siempre digo que si no hubiera estado embarazada no hubiera salido porque no me hubiera atrevido y porque seguramente el guardia tampoco me hubiera hecho caso".

Aún con sorpresa recuerda que para poder hablar con el hoy Rey emérito tuvo que llamar a Pujol porque no tenía el teléfono de don Juan Carlos en la agenda y sigue extrañándose de la contestación que le dio el político catalán. "Me preguntó que para qué quería llamar al Rey" algo que para ella resultaba obvio. "Para mí el Jefe del Estado era el que más mandaba en aquel momento y Pujol no lo había pensado", continúa Anna su reflexión diciendo "esas son las reacciones que con la perspectiva del tiempo entiendo algunas de las cosas que han pasado en Cataluña. Algunos nunca se han sentido parte de España".

Preguntada sobre qué opina de la situación actual del emérito asegura que "la justicia actuará, pero sea como sea nadie tiene que cuestionar el papel que tuvo en la Transición".

Cuestionada también sobre las declaraciones de Pablo Iglesias sobre la calidad democrática en España, Balletbó lo tiene claro: "Él sí es una anomalía democrática. Tanto es así que yo que no soy monárquica me podría volver monárquica para que personas como él no lleguen a la Jefatura del Estado".

Publicidad