"Sport has the power to change the world", decía Mandela. Y, así, sobre el discurso del abogado sudafricano, Ona Carbonell quería llegar lo más alto posible, lanzando un claro mensaje sobre la capacidad del deporte para transformar el mundo, para transmitir esperanza y para motivar a los jóvenes.

Tras clasificarse en segunda posición en los preliminares, a tan solo una décima de Inui; la nadadora española junto a su entrenadora Ahora Mayu, ha logrado el subcampeonato mundial en Korea, significando esta medalla la primera para la delegación española en los presentes campeonatos de natación.

La española llevó a cabo una novedosa y arriesgada coreografía basada en el discurso de Nelson Mandela, algo nunca visto hasta el momento. Una apuesta personal, que le ha llevado a ser la segunda mejor nadadora de sincronizada del mundo y la primera en realizar una coreografía sobre un discurso.

Carbonell en total se ha colgado 21 medallas: una de oro, once platas (con ésta) y nueve bronces. De esta manera supera a Gemma Mengual, inseparable compañera y ahora en el equipo técnico, que en toda su carrera consiguió en Mundiales 20 medallas: 1 de oro, 12 de platas y 7 de bronce.

Así, con dificultades afrontadas, objetivos superados y la ilusión no solo de un país, sino de todo el mundo que llevaba representado en su bañador, Ona Carbonell ha vuelto por todo lo alto.

Los tres primeros puestos:

Svetlana Kolesnichenko: 95,0023

Ona Carvonell: 92,5002

Yukiko Inui: 92,3084