NBA

Dirk Nowitzki se sincera: "Ahora no puedo ni jugar al fútbol con los niños"

El exjugador alemán, que disputó 21 temporadas en la NBA, ha reconocido que tuvo que retirarse dos años antes. "Si me hubiera retirado dos años antes, estoy seguro de que ahora podría moverme mejor", admite Dirk Nowitzki.

Dirk Nowitzki, en un partido con Dallas Mavericks

Dirk Nowitzki, en un partido con Dallas Mavericks EFE

Publicidad

Dirk Nowitzki se retiró en 2019 tras jugar durante 21 temporadas en la NBA. El jugador alemán, que jugó durante dos décadas en los Dallas Mavericks, se ha sincerado en una entrevista en la que explica los problemas de movilidad que arrastra en su día a día.

"No dejo de darle vueltas a que seguramente esos dos últimos años en la NBA no merecieron la pena. Hubo momentos brillantes, por supuesto, pero al equipo no le fue bien y la realidad es que yo apenas podía ya moverme", reconoció Nowitzki en el pódcast de Toni Kroos.

"Si me hubiera retirado dos años antes, estoy seguro de que ahora podría moverme mejor. Podría jugar al fútbol de vez en cuando con los niños. Ahora ni puedo hacer eso", asegura el exjugador alemán.

"Intento jugar al tenis, pero no tengo casi movilidad"

Y es que Nowitzki ha pagado un preció por ese sobresfuerzo al que llevo su cuerpo durante muchos partidos. El alemán cuenta que le gusta jugar al tenis, pero que apenas puede moverse para golpear la pelota.

"Es un deporte genial, muy divertido. Pero si no puedes moverte como Dios manda, es duro. Intento jugar un par de veces a la semana, pero no tengo casi movilidad. Casi todo lo que juego son partidos de dobles, pego algunas derechas desde el fondo de la pista y poco más", admite Nowitzki.

El exjugador alemán, una de las grades leyendas de la NBA, aseguró que nunca es fácil saber cuándo ha llegado el momento de la retirada.

"No es fácil tener claro cuándo tienes que parar. Sigues disfrutando, sigues motivando, el cuerpo va aguantando... Ahora, lo mejor es que puedo organizarme mi tiempo. Puedo cogerme un mes totalmente libre y dedicarme a hacer cosas en casa con mi mujer. Y después puedo estar unas semanas más activo en mi rol de consejero de los Mavs. Ahora soy mi jefe. Por eso les dije a los directivos de los Mavericks que este era el rol que quería ahora, no quería meterme en un trabajo a tiempo completo. Estoy muy cómodo así", concluye Nowitzki.

Publicidad