Un grupo de ochenta mujeres de diferentes nacionalidades pusieron rumbo a la Antártida con el objetivo de ver de primera mano los efectos del cambio climático.

Crhistiana Figueres, que actualmente lidera Misión 2020, una iniciativa que tiene como finalidad disminuir los efectos del cambio climático, ha podido comprobar durante los días de expedición que "los glaciares están retrocediendo a una velocidad de promedio de 10 kilómetros por año".

El calentamiento global, que se está acelerando en los últimos seis años, según Christiana Figueres, provoca que aumente la temperatura del agua de los océanos, haciendo que el hielo de los glaciares se derrita.

Durante los días de expediciendo, Crhistina Figueres afirma que lo que más le ha impresionado ha sido el trabajo colaborativo, el grado empatía entre todas las científicas así como las decisiones colectivas.

"El cambio climático ya ha sido reconocido como la amenaza más grande para la economía global", afirma Christiana Figueres quién también ha reconocido que el problema solo se podrá hacer frente si trabajamos todos en colaboración.