No es la primera vez que Anna Ferrer revela por sus redes sociales que tiene un problema de ansiedad. La hija de Paz Padilla ha hablado en varias ocasiones de esta enfermedad que sufre desde hace un año con total normalidad con todos sus seguidores.

Con motivo del Día de las Enfermedades Mentales, la influencer ha revelado una vez más en su Instagram Stories que recibe ayuda piscológica pero que su primera visita fue cuanado sus padres se separaron en su infancia.

"Ya fui de pequeña cuando mis padres se separaron", decía en sus historias de esta red social. Albert Ferrer y Paz Padilla, sus padres, pusieron punto y final a su relación en 2003. Para aquel entonces Anna tenía tan solo 6 años.

En cuanto a la relación que mantiene con sus padre, Anna ha aclarado más de una vez que se lleva "bien con él, aunque no le veaís mucho por aquí".

...

Seguro que te interesa...

Las despiadadas críticas a Makoke por enseñar más de la cuenta