Irina Shayk no se conforma con tener en persona a Cristiano Ronaldo enterito para ella, sino que necesita más que eso, también quiere al de cera. Por eso, ha dejado claro que el futbolista es solo de ella y de nadie más.

La modelo ha compartido una fotografía en la que aparece dándole un beso a la figura de cera de su portento de hombre. Y es que nada más verla, no pudo resistirse y se lanzó a sus brazos a pesar de tener al de verdad a su lado.

La imagen fue tomada hace unos días en el nuevo museo de Cristiano Ronaldo en Madeira, su tierra natal, que fue inaugurado por él mismo donde no faltaron ni su madre, ni su hermana, ni su hijo y por supuesto, la que no faltó fue la guapa modelo.

¿Qué habrá pensado Cristiano al ver que su novia lo quiere enterito para él?