ESPEJO PÚBLICO ENSEÑA LAS CARTAS DE MIGUEL PAJARES

ESPEJO PÚBLICO ENSEÑA LAS CARTAS DE MIGUEL PAJARES

Las cartas de Miguel Pajares: "Si tenemos que quedarnos aquí será horrible"

El programa Espejo Público cuenta el contenido de las cartas de Miguel Pajares cuando se encontraba en Liberia en las que relata la horrible situación que se vive en Liberia a causa del virus ébola. En ellas reflejaba su máxima preocupación por los enfermos y pedía material protector para el personal.

Miguel Pajares ha muerto en el hospital madrileño Carlos III debido al virus ébola, que se ha cobrado a más de mil personas en África Occidental.

El padre recibió el suero milagroso que han recibido dos pacientes en Estado Unidos. Pero por desgracia, Pajares de 75 años, se encontraba muy debilitado por el virus y no ha podido sobrevivir. Envió unas cartas cuando se encontraba en Liberia, en las que relata una situación horrible en el país africano.

"Si tenemos que quedarnos aquí será horrible... Esperamos que mañana vengan a fumigar el hospital." Así relataba el padre Pajares sus vivencias rodeado de la plaga de ébola a su gente de España.

Emails en los que reflejaba siempre su máxima preocupación: "los más necesitados, los enfermos de un virus sin tratamiento en Liberia. Nuestro dolor es de impotencia. Si todos los hospitales se cierran, ¿qué pasará con otros pacientes?  Lo que más urge ante esta peste es material protector para el personal."

"El Gobierno no da nada, como siempre.. . Te escribo para que veas si alguien lo puede mandar gratis...  Si ves que te supera y no puedes hacer nada, no te preocupes."

Siempre preocupado por los demás, dejó de lado incluso su propia seguridad para dar un último aliento al más débil. Una labor humanitaria que afrontaba como una obligación y que le llevó a ser uno de los apestados por el letal virus.

"Es penoso pero hay que estar. Lo comparo a la guerra, aunque esto es más peligroso. El enemigo en casa. Ayer me sentí mal, con fiebre y débil. La noche no ha bajado la fiebre... Estamos solos, en manos de Dios. La muerte ronda. Me gustaría daros mejores noticias. No os asusto con casos alarmantes, prefiero que la esperanza sea nuestro objetivo. Un abrazo fuerte, aunque aquí están prohibidos por la enfermedad."

Un horror contra el que el padre Pajares lucha por olvidar. destino muy distinto al de sus compañeros Patrick y Chantal.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.