El candidato de Ciudadanos por Barcelona, Manuel Valls, considera que "Ada Colau no puede hacer de Barcelona la palanca de la república imaginaria". Cree que la única solución para evitar un alcalde independentista es esa propuesta de pacto. "Me gustaría ser alcalde, pero no me han votado", reconoce.

Desmiente que haya división de opiniones en Ciudadanos y señala que en la formación de Albert Rivera todos están de acuerdo en esta línea. Para Valls Barcelona está en un momento complicado y si cae en el separatismo "habrá problemas importantes".

Le preocupa también que Vox entre en las instituciones y pone de manifiesto que no podría pactar una aventura política con quienes pactaron una extrema derecha.