Con la propia Pilar Rubio al teléfono dándole ánimos, el periodista ha conseguido estar 30 segundos bajo el agua frente a los 4 minutos y 8 segundos que alcanzó Pilar en el programa de Pablo Motos.

Pilar le aconsejaba "pensar en cosas bonitas, en tareas rutinarias como ir a comprar el pan, hacer respiraciones largas y soltar el aire despacito".

Revuelta ha querido poner en valor la hazaña de Pilar Rubio. "No sé cómo lo has hecho. Me desconcentraba mucho escuchar los comentarios de mis compañeros en plató", señalaba.