¡Y son fáciles de hacer!

¡Y son fáciles de hacer!

Tres mascarillas naturales para evitar los puntos negros

Poco estéticos, desagradables y con un tono negro que no permite lucir un rostro bonito y saludable. Sí, son los odiados puntos negros. Estas marcas oscuras que aparecen en la nariz, frente y mentón brotan cuando un exceso de grasa se ha acumulado en una cavidad. Por eso, una buena higiene, con exfoliaciones semanales y un par de mascarillas, ayudarán a eliminar este problema.

Chica quitándose puntos negros
Chica quitándose puntos negros | iStock

Ricmary ChicAdicta (@PiensaenChic) | Madrid | 25/07/2018

Cuando se tiene una piel grasa, con tendencia al acné, los puntos negros son más propensos de aparecer. Mantener una buena alimentación e higiene son fundamentales para evitar su manifestación, pero usar tratamientos caseros con ingredientes naturales también ayudará a tener estas marcas oscuras a raya.

Alteraciones como: desarreglos hormonales, el excesivo uso de maquillaje, fumar y la contaminación del ambiente son algunas de las causas que hacen que el cutis se llene de suciedad y se tiña de pequeños granos negros.

Sea por la razón que sea, los puntos negros son antiestéticos y no se ven nada bien sobre todo si no hay maquillaje que los cubra. Así que, vamos a empezar a combatir esta molestia con un par de mascarillas naturales que son: efectivas, económicas y fáciles de hacer.

Mascarilla de piña:

La piña es un excelente ingrediente natural gracias a su alto factor de hidratación. Además, no genera alergias por lo cual es perfecta para usar en todo tipo de pieles incluso las que son sensibles.

Con un alto contenido en agua y muchos antioxidantes, esta fruta no sólo es antiinflamatoria sino que también ayuda a mejorar la digestión, lo que hace que sea un complemento ideal para cuidar la piel.

Ingredientes:

• Media taza de zumo de piña natural.

• Dos cucharadas grandes de miel (de las flores que sean).

Preparación:

• Mezclad bien, ambos ingredientes, hasta conseguir una masa homogénea y cremosa.

Modo de aplicación:

• Extended una capa de la mezcla sobre todo el rostro durante 15 ó 20 minutos.

• Luego, retirad con paño mojado y enjuagad bien la cara con agua fría para terminar de cerrar los poros ya limpios.

Mascarilla | iStock

Mascarilla de yogur para puntos negros:

Gracias a sus vitaminas y sus compuestos antioxidantes, este lácteo ayuda depurar e hidratar la piel. Sin dejar de lado, que sus cultivos vivos y bacterias saludables crean una barrera protectora contras los hongos, lo que ayuda a eliminar paulatinamente los molestos puntos negros.

Ingredientes:

• ½ taza de yogur natural

• 2 cucharadas de copos de avena

• 1 cucharada de miel de abejas

Preparación:

• Añadid el yogur en un recipiente hondo y mezcladlo con los copos de avena y la miel hasta que todos los ingredientes estén bien integrados.

Modo de aplicación:

• Lavad el rostro con agua caliente para abrir los poros obstruidos.

• Luego, aplicad la mascarilla y cubrid por completo las zonas afectadas por los puntos negros.

• Dejad que actúe durante 20 minutos y pasado este tiempo, haced movimientos circulares suaves para exfoliar.

• Retirad los excesos con agua templada y secad bien.

• Podéis usar esta mascarilla 2 ó 3 veces a la semana.

Mascarilla de tomate y aloe vera:

Los antioxidantes del aloe vera y los beneficios hidratantes del tomate son ideales para limpiar los poros del rostro. Además, este último tiene un efecto astringente, que ayuda a que las impurezas salgan con mayor facilidad.

Ingredientes:

• 1 tomate maduro

• 3 cucharadas de aloe vera

• 1 cucharadita de sal marina

Preparación:

• Cortad el tomate y licuadlo con el aloe vera.

• Luego, mezcladlos con la sal marina hasta que estén bien integrados todos los ingredientes.

Modo de aplicación:

• Frotad la mascarilla por todo el rostro, con masajes suaves y circulares (a modo de exfoliación).

• Dejad que actúe 20 minutos y enjuagad.

• Repetid esta mascarilla 2 veces a la semana.

Otros cuidados para evitar la aparición de puntos negros:

• Lavar el rostro con un buen jabón antibacterial.

• Antes de ir a dormir, limpiad muy bien la cara para retirar el maquillaje.

• Aplicad mascarillas dos o tres veces por semana. Ideas como: usar miel y dejarla reposar durante veinte minutos, son perfectas para hidratar la piel.

• Usad exfoliantes naturales como la avena. Esta, mezclada con agua de rosas ayuda a reducir los puntos negros. Dejadla actuar durante cinco minutos y enjuagad primero con agua tibia y luego fría.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.