Novalife » Belleza

CAMBIO DE LOOK

Cómo cortarte el flequillo tú misma en casa

Si no te aguantas y quieres darte un buen corte de pelo, ponerte flequillo es un cambio obvio y no tan arriesgado. Te explicamos cómo cortarte el flequillo en casa tú misma.

Publicidad

Flequillo sí o no. Siempre el mismo dilema. Quizás lo hayas querido durante muchos meses, o años, pero nunca te hayas atrevido a hacerlo. ¿Me quedará mal? ¿Cuánto tendré que esperar a que crezca? ¿Me lo corto recto o de lado?

Ahora es posible que estos pensamientos hayan asaltado tu cabeza y que definitivamente, sí, de verdad, quieras hacerte ese cambio de imagen que tanto habías querido. Decidirte a probar este corte, a tapar tu frente y darle a tu rostro un toque más encuadrado pero elegante.

Factores a tener en cuenta antes de cortar el flequillo

Antes de cortártelo, es imprescindible que te imagines cómo será el resultado, para no arrepentirte nada más utilizar la tijera. Puedes probar a ponerte algún mechón más largo sobre la frente y mirarte al espejo. Si te convence, adelante. Si no estás muy convencida, puedes dejarlo para otro momento o atreverte y cortarte el flequillo. ¿A quién favorece este corte de pelo?:

  • Este corte de pelo favorece a rostros largos, ovalados y angulosos en la barbilla. El flequillo encuadrará la cara y así parecerá menos alargada. Por otro lado, el flequillo es el corte de pelo ideal para las personas que tienen la frente ancha o larga y la nariz puntiaguda, porque ayuda a suavizar los rasgos.
  • Si tu rostro es pequeño el flequillo no sienta del todo bien o si tienes poca frente, porque desaparecerá tras él.
  • Sin embargo, si tienes poca cantidad de pelo o es muy rizado, el flequillo no es para ti.
  • Por otra parte, este corte de pelo no es aconsejable para las personas que tienen remolinos en el nacimiento del cabello, porque será muy difícil peinarlo después.
  • Si tu pelo está demasiado encrespado el flequillo tiene mucha cabida pero ten en cuenta que tendrás que peinarte y dedicarle algo más de tiempo, con un secador de mano, unas tenazas de alisado o bien con un peine profesional. Además podrás darle estilo con un gel fijador o una crema de peinado.

Distintos estilos de corte de flequillo, análisis de los más comunes

Es un pequeño trozo de tu pelo, pero dependiendo del estilo o corte le des te marca mucho el gesto de tu rostro. No todos los flequillos son iguales, existen cortos, al ras de los ojos, asimétrico, recto, que nazca cerca de la frente o un flequillo muy frondoso. ¿Cuáles son los más comunes y para qué tipo de rostro?

  • Corte de flequillo desfilado, abierto o de cortina: se refiere al flequillo mas natural y con menos producción. Suele ir con melena larga o media melena y cae a la altura de las cejas con un pelo ondulado o liso. Es sencillo de ejecutar, en el vídeo te enseñamos como hacerte un flequillo abierto o desfilado tu mismo.
  • Flequillo de lado: De ralla al lado y para melenas cortas o largas.
  • El flequillo recto: requiere de mayor precisión para ejecutar el corte, muy recurrente en melenas lisas.
  • Flequillo ondulado y rizado: pensado para pelos con mucha onda y fuerza.
  • Flequillo corto y pegado: este tipo de corte cambia radicalmente el gesto de la cara, mucho cuidado en cortar más de la cuenta si lo que buscas es un pequeño cambio.

Si estás decidida y quieres aprender cómo cortarte el flequillo, adelante. En el vídeo de la parte de arriba tienes los pasos a seguir para obtener el cambio de imagen deseado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Estos son los errores más habituales que cometes con tu pelo

Cómo recogerte el pelo para simular un cambio de look

Publicidad