Hoja en blanco

Publicidad

Técnica ninja

Una estudiante de historia ninja saca un sobresaliente al entregar un trabajo con tinta invisible

La alumna ha conseguido la máxima puntuación después de entregar a su profesor lo que parecía una hoja en blanco. La joven utilizó una vieja técnica ninja: tinta invisible.

En resumen

  • Usó el método de comunicación ninja llamado 'aburidashi'.
  • El profesor pudo leer el trabajo calentando el papel sobre una estufa de gas.

Una estudiante universitaria japonesa de historia ninja ha sacado un sobresaliente por entregar un trabajo escrito con tinta invisible. La alumna ha conseguido la máxima puntuación después de entregar lo que parecía una hoja en blanco, pero su profesor se dio cuenta de que estaba escrito usando una vieja técnica ninja: tinta invisible.

Eimi Haga, una estudiante de primer año de 19 años en la Universidad de Mie, usó el método de comunicación ninja llamado 'aburidashi', en el que las palabras se escriben usando extracto de soja mezclado con agua. En el trabajo, que habla sobre su visita a un museo ninja, las palabras se vuelven invisibles después de que la tinta se seca y reaparecen cuando el papel se calienta.

"Cuando el profesor dijo en clase que le daría una alta calificación a la creatividad, decidí que haría que un ensayo sobresaliera de los demás", cuenta la alumna en una entrevista a la BBC. Eimi pasó horas triturando soja y probando sus mensajes secretos en papel tradicional japonés 'washi'.

Le entregó el trabajo al profesor Yuji Yamada con una nota adjunta escrita con tinta normal: "Léalo después de calentar el papel". "A decir verdad, tenía dudas de que las palabras se leyeran de forma clara, pero cuando calenté el papel sobre la estufa de gas en mi casa, las palabras aparecieron muy claramente y pensé '¡Bien hecho!'", cuenta.

Publicidad