120.00

Publicidad

Virgilio Zapatero

Virgilio Zapatero: "Si hay que reformar la OMS, que se haga, pero que no se prescinda de ella"

El jurista y expolítico señala que una de las lecciones que se debe aprender de la crisis del coronavirus es que los organismos transnacionales son los únicos que pueden resolver una situación como esta.

Exministro, rector de la universidad de Alcalá, jurista...la basta carrera de Virgilio Zapatero le convierte en un pensador cuyas opiniones merecen ser escuchadas.

El pasado martes 30 de junio, Virgilio Zapatero participó en un encuentro organizado por la Fundación Fide para exponer sus reflexiones sobre la pandemia de coronavirus, que ya ha acabado con la vida de medio millón de personas en todo el mundo.

El catedrático comenzó su presentación explicando las similitudes entre la pandemia de peste que se vivió en Atenas hace 2.400 años y descrita por el historiador Tucídides y la actual crisis del coronavirus.

Para Zapatero, en las enseñanzas que se deben extraer tras el confinamiento de millones de personas en todo el mundo está la importancia que los organismos transnacionales deben tener para encontrar soluciones. Estas fueron sus palabras:

"Este es un problema global que sólo se resolverá con soluciones globales. España no tiene los recursos ni la capacidad de enfrentarse él solo a una pandemia. Ni España ni ningún país, ni siquiera Estados Unidos.

El virus recorre todo el mundo de un lado al otro con total tranquilidad y es difícil encontrar soluciones nacionales. Si volvemos a políticas nacionales y de proteccionismo no se hará absolutamente nada. Cuando hay una pandemia, debe haber un avance en la búsqueda de soluciones trasnacionales, en nuestro caso una potencianción de lor organismos de la Unión Europea.

No creo en las soluciones nacionales porque de qué nos sirve portegernos a nosotros si no podríamos a hacerlo en una economía abierta, salvo que volviéramos a cerrarnos, pero para España sería como volver al camello. A España y a los países les ha ido bien abriéndose, pero la apertura del comercio no ha ido acompañada con una potenciación de las organizaciones trasnacionales ni supranacionales.

Había un pensador español que decía: "Libertad para las personas, sometimiento de las cosas". Ese sometimiento de las cosas debe ser a través de la regulación trasnacional. Esa sería una de las enseñanzas de la pandemia: necesidad de potenciar las soluciones globales.

me da pánico la reacción de decir salimos de la OMS, si hay que reformar las OMS o la ONU, que se haga, pero no prescindamos de estas instituciones que tienen la visión de conjunto de las que podría salir solución para todos".

Publicidad