El Unicaja cae en la cancha del Lokomotiv Kuban

Publicidad

EUROLIGA | LOKOMOTIV KUBAN 81-60 UNICAJA MÁLAGA

El Unicaja se desinfla al final ante el Lokomotiv Kuban de Claver

El Unicaja plantó cara en una de las canchas más difíciles de la Euroliga como la del Lokomotiv Kuban pero no evitó la victoria de los rusos en la penúltima jornada del Top 16 de la Euroliga (81-60). Los locales sentenciaron el choque con un parcial de 19-5 en el último cuarto. Gran actuación del español Víctor Claver (14+5) por parte rusa y del lituano Kuzminskas por parte malagueña.

El Unicaja, sin nada que decir ya en el Top-16 de la Euroliga, se despidió de este torneo como visitante con una nueva derrota (81-60), en este caso en Rusia ante el Lokomotiv Kuban, frente al que aguantó los tres primeros cuartos y se desinfló en el último. El equipo malagueño viajó ya sin opciones matemáticas de pasar al 'Top-8' y con la mente puesta más en la Liga Endesa, donde lucha por estar entre los ocho primeros y disputar la fase por el título.

Los de Joan Plaza lograron mantenerse en el partido en el primer cuarto ante un conjunto ruso ya clasificado para el 'Top-8' (13-12, minuto 8) pero que deseaba continuar siendo uno de los más fuertes como local de la competición, ya que solo ha perdido un partido en el 'Top-16', frente al líder del grupo, el Fenerbahçe turco.

Gran arranque del Unicaja

El primer cuarto fue igualado, pues el Unicaja controló la dirección del juego y los puntos de los jugadores rivales más fuertes, el base Delaney y del escolta Matt Janning (18-14, minuto 10). El español se encomendó al ala-pívot estadounidense Will Thomas, que logró empatar el encuentro (18-18, minuto 12), y al alero bosnio con pasaporte serbio Kenan Karahodzic, joven jugador de la cantera que con un triple puso por primera vez a su equipo por delante en el marcador (20-21, minuto 12).

El Lokomotiv Kuban se vio sorprendido por el ímpetu de los visitantes y volvió a apretar en defensa y a afinar en ataque, con lo que apareció el talento de la formación rusa con cinco triples consecutivos, de Delaney, dos de Janning, de Zubkov y Draper, que frenaron la reacción del los andaluces (37-33, minuto 19).

Thomas mantenía con vida al cuadro cajista

Aún así, el Unicaja no bajó el nivel y avisó al conjunto ruso de que no quería entregarle el partido, por lo se zanjó el cuarto con un apretado 39-35. El Unicaja, a pesar de la excelente racha de Janning -tres nuevos triples en el tercer cuarto- plantó resistencia con Thomas y el alero lituano Mindaugas Kuzminskas, a pesar de que la zona 2-3 no funcionaba. El equipo ruso se sintió firme gracias a que su tiro exterior funcionó y así se cerró el tercer cuarto con una ventaja de siete puntos (62-55, minuto 30).

Parcial 19-5 y victoria rusa

La despegada definitiva para el Lokomotiv llegó en los últimos diez minutos, en los que el Unicaja solo anotó cinco puntos, con dieciocho balones perdidos, lo que fue aprovechado por los locales para seguir anotando sin oposición y ganar el partido de manera holgada (81-60).

Publicidad