Laura Escanes y Risto Mejide dieron la bienvenida hace unos días a la pequeña Roma. Desde entonces la influencer ha pasado por todos los estados, como cualquier mamá primeriza: "He llorado como nunca, he tenido más miedos, dudas e inseguridades que nunca. Me han invadido los "¿lo estaré haciendo bien?'".

Ahora también sus domingos son diferentes, y así lo ha manifestado en sus redes sociales, donde ha compartido una tierna imagen junto a su pequeña en la que aparece acariciando su carita mientras le da un beso en la frente.

Estos pequeños momentos compensan, sin duda alguna, las horas sin dormir, las angustias y todo las dudas que le han surgido a Laura en estos primeros días como mamá. Y ahora sus domingos son así de perfectos junto a su hija.

Seguro que te interesa...

"He llorado como nunca": Laura Escanes revela las secuelas del parto