Como marca la tradición, los Reyes de España han querido comenzar sus vacaciones con su mítico posado en Palma de Mallorca. Con la princesa Leonor y la infanta Sofía, los Reyes han posado para los fotógrafos en tres escenarios distintos en el Palacio de Marivent.

Un posado mirado con lupa en el que se ha analizado todo. Tuvo lugar a las siete de la tarde. En las fotos se ha podido ver la felicidad de los cuatro, posando siempre con una gran sonrisa. La complicidad de la familia salta a la vista en estas fotos que han sido de lo más tiernas.

Esta vez, han apostado por los tonos azules y blancos. Sin embargo, el broche de oro lo ha puesto el detalle amarillo de la camiseta marinera de la reina Letizia. Un total de 70 periodistas cubrieron el acto a los que la Reina se acercó a saludar al principio del mismo.

Esta vez, han apostado por los tonos azules y blancos | Gtres

Además, el lugar elegido fue una de las escaleras laterales de Palacio, algo distinto a lo que nos tienen acostumbrados. Seis minutos duró la sesión, suficiente para comprobar la soltura con la que Leonor y Sofía se mueven en este tipo de actos.

La princesa Leonor y la infanta Sofía mostraron su soltura en este tipo de eventos | Gtres