Aunque Kylie Jenner ya nos había dejado claro en alguna de las últimas imágenes que ha compartido que le ha costado muy poquito recuperar su figura después de ser madre por primera vez, las últimas instantáneas nos muestran que Kylie no solo es que haya vuelto a lucir cuerpazo en pocas semanas tras la maternidad sino que ya luce un sorprendente y envidiable vientre plano.

La menor de las Jenner ha compartido una serie de fotos donde aparece con un pantalón de chándal y una sudadera crop top blanca con la que presume de abdomen.

Desde siempre las Kardashian han envidiado la figura de su hermana, y es que Kylie siempre ha reconocido su facilidad para lucir cuerpazo comiendo de todo y haciendo muy poco ejercicio. Cuestión de genes…