LO CONFESÓ A UNA SUPUESTA VÍCTIMA, QUE GRABÓ LA CONVERSACIÓN

LO CONFESÓ A UNA SUPUESTA VÍCTIMA, QUE GRABÓ LA CONVERSACIÓN

Un profesor que presuntamente abusó de un alumno culpa a un "tratamiento capilar"

Otro profesor del colegio de los Maristas de Barcelona ha confesado abusos a sus alumnos durante años. Lo ha admitido ante un estudiante del centro que supuestamente fue su víctima, y que decidió presentarse hace unos días -con una cámara oculta- en casa del presunto pederasta.

El alumno señaló que necesitaba hablar con él y aclarar lo sucedido, y por eso acudió a casa de su ex profesor y le pidió explicaciones sobre porqué abusó de él. Ésta es la supuesta conversación grabada con cámara oculta, publicada por El Periódico de Catalunya.

"Veía que eras un chico colaborador. Y me dio esta vena", dice el enseñante. "¿Por qué yo era el tonto", pregunta su exalumno. "No, era como si yo fuese un crío también . Como de crío a crío, no sé cómo decirte…",  replica el hombre.

El estudiante que ahora tiene 42 años, estudió en el colegio de los Maristas de Sants. Dice que desde los 8 hasta los 14 sufrió abusos por parte de ese profesor. El maestro le echa la culpa de su comportamiento a un producto para el pelo que dice le afectó el cerebro.

"Yo le doy la culpa a la mierda de tratamiento (capilar), de 3 y 4 años, que me ponía en la cabeza", confiesa en la grabación difundida por El Periódico, donde aseguraba sobre el producto que podría proceder de placenta humana.

Cinco ex alumnos de la escuela le señalan. Dicen que en las aulas del colegio se comportaba como un profesor cercano pero que era un auténtico depredador sexual. Y él reconoce que "fueron cientos de veces", aludiendo a los abusos.

Es el segundo pederasta que reconoce sus abusos. También Joaquín Benítez, profesor de gimnasia de 57 años, reconoció ante el juez haber abusado de varios menores. Fue el primer docente denunciado, acumula una veintena de denuncias, pero el juez lo dejó en libertad con cargos.

Manuel Barbero, el padre que destapó todo el escándalo de pederastia en los Maristas está indignado. "Que diga ese señor de que solo jugaban que eran cosas de niños… No. Tenía una autoridad sobre esos menores, y la aprovechaba”, asegura.

El escándalo de pederastia que afecta ya a siete docentes y un monitor de comedor, aunque por el momento, sólo hay dos profesores imputados.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.