POLÉMICA DECISIÓN

POLÉMICA DECISIÓN

PSOE y PP niegan que la traducción simultánea llegue también al Congreso

A pesar de que José Antonio Alonso ha defendido el uso de las lenguas cooficiales en el Senado, ha negado que su uso vaya a extenderse también al Congreso. Por su parte, el PP se ha negado desde un principio a utilizar otra lengua distinta del castellano en el Senado.

José Antonio Alonso
José Antonio Alonso | antena3.com

El portavoz parlamentario del PSOE, José Antonio Alonso, ha defendido el uso de las lenguas cooficiales en el Senado, ha replicado al líder del PP, Mariano Rajoy, que la "anormalidad" sería que no pudieran emplearse en la Cámara territorial y ha descartado que se extienda al Congreso.

En rueda de prensa posterior a la Junta de Portavoces de la Cámara Baja, Alonso le ha dicho a Rajoy que "un país normal es un país que, entre otras cosas, respeta su Constitución". Y es que la Carta Magna española, según ha argüido, reconoce la existencia de lenguas cooficiales en varias comunidades autónomas, por lo que ha visto como normal que se puedan emplear en la Cámara reconocida constitucionalmente como la de representación territorial.

"Lo contrario sería la anormalidad", ha apostillado. Con ese mismo argumento ha descartado que la iniciativa de hablar en catalán, euskera, gallego o valenciano pueda llevarse al Congreso, puesto que ésta no es una Cámara de representación territorial. "En el Congreso hay que hablar la lengua común, que es el castellano", ha zanjado.

Por su parte, el PP ha sido el único grupo del Senado que renunció al empleo de las lenguas cooficiales en el debate sobre el fracaso escolar, ya que prefirió recurrir al castellano para exponer su punto de vista sobre un asunto que afecta a todos los ciudadanos.

La portavoz del PP en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría, ha afirmado que "hay otras formas mejores de gastarse el dinero" que en la adaptación del Senado al empleo de las lenguas cooficiales, y por ello, a su juicio, "el sentido común fija que en instituciones comunes se hable la lengua común".

Así se ha manifestado la portavoz del grupo popular en el Congreso, en alusión al debate que, por primera vez en lenguas cooficiales, se vivió en el Senado. El PP fue el único grupo que renunció al empleo del catalán, el euskera, el gallego o el valenciano.

Sáenz de Santamaría, a este respecto, ha reconocido que los populares intentaron durante meses que ese debate no tuviera lugar, y no tanto por el rechazo a que se hable en algunas de las lenguas cooficiales en una institución como el Senado, sino porque consideraron que se trataba de una iniciativa "innecesaria y cara".

"No es una cuestión de lenguas oficiales sí o no, ya que éstas tienen su ámbito y protección reconocida por la Constitución, pero el Senado es una institución común, el castellano es la lengua común y hay que priorizar el sentido común, más en un momento de crisis", ha recalcado la portavoz del PP.

En su opinión, si efectivamente cada debate en leguas cooficiales en el pleno del Senado cuesta 12.000 euros, "hay otras formas mejores de gastarse el dinero". Para la portavoz de los populares en el Congreso, "el tiempo dará la razón" a su partido y, por el contrario, "algunos posiblemente dejen de pensar lo que pensaban".

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.