MEDIDAS ANTIDÉFICIT

MEDIDAS ANTIDÉFICIT

Bono: "Es la hora de que gane España aunque perdamos las elecciones"

El presidente del Congreso, José Bono, defendió anoche las medidas antidéficit aprobadas este jueves por el Consejo de Ministros como necesarias ante la actual situación económica y, aunque admitió que estos recortes pueden pasar factura electoral al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, descartó que le vayan a costar el puesto.

"Es la hora de que gane España, aunque perdamos las elecciones. Así de claro", indicó el ex presidente de Castilla-La Mancha en declaraciones al programa 'La lupa'.

El ex ministro de Defensa defendió que hay ciertas ocasiones "en que los países necesitan que sus gobernantes se jueguen el todo por el nada" y subrayó que precisamente "este es un momento de esos para España".

"Es un momento de sangre, sudor y lágrimas para el pueblo español", indicó citando a Winston Churchill, antes de insistir que "a veces hay que jugarse la vida por España".

El presidente de la Cámara Baja consideró que el esfuerzo que se pide a la ciudadanía con estas medidas -que contemplan, entre otras, la rebaja de un 5% de media de los salarios públicos a partir de junio y la congelación de las pensiones en 2011- no llega tarde.

"Tarde puede ser un juicio que hagan unos u otros. Es la hora de que gane España, aunque perdamos las elecciones. Así de claro", enfatizó no obstante.

Durante la entrevista, Bono se mostró favorable a la subida de impuestos propuesta por Zapatero para "los que realmente tienen más", en palabras del presidente, y, en este sentido, defendió que "deben pagar más los que más tienen".

Al hilo de esta afirmación, se mostró preocupado por el hecho de que esta subida de impuestos pueda repercutir negativamente en la llegada de nuevas inversiones. "Hay que ser muy cuidadosos porque el dinero es muy miedoso y no conviene asustarlo", aclaró, al tiempo que defendió que el riesgo para España es perder credibilidad.

Igualmente defendió la medida de congelar las pensiones -la idea es congelar "un sector que subió mucho más que en otras épocas", dijo- y la rebaja del 5 por ciento para de media de los salarios públicos, ya que, según recordó, los funcionarios "son quienes tienen empleo seguro".

Bono, que cerró la puerta a cualquier tipo de negociación con ETA ya que, dijo, el Gobierno sólo trabaja para "meterlos a todos en la cárcel", mostró su apoyo al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, a quien dijo que volvería a votar como candidato del PSOE. "La tienda de concesionarios está cerrada y no se deben hacer quinielas", añadió en referencia a un posible relevo en el liderazgo de los socialistas.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.