JUNTO A CHRISTOPHER ATKINS

Brooke Shields se sincera con Christopher Atkins de sus "incómodos" desnudos en 'El lago azul': "No se hará otra película así"

Brooke Shields protagonizó junto a Christopher Atkins 'El lago azul' en 1980 cuando solo tenía 14 años, lanzándola al estrellato. Sin embargo, el rodaje no fue nada fácil ya que tuvo que filmar muchas escenas de desnudos mientras la forzaban a enamorarse de su compañero, según ha recordado en su podcast.

Publicidad

Hay papeles que marcan carreras y la de Brooke Shields fue, en gran parte, la película de 1980 'El lago azul'. En el momento del rodaje, ella tenía tan solo 14 años y su compañero de reparto, Christopher Atkins, le sacaba 4 años. Poco después del estreno, la actriz se convirtió en un icono para los jóvenes de los años 80 y 90.

Las críticas no fueron entusiastas con la película, pero sí fue un éxito de taquilla. Y es que, la cinta estuvo marcada por sus muchas escenas de desnudos. Así, la intérprete ha revelado recientemente en su podcast Now What? que el rodaje no fue nada fácil ya que aún era adolescente y "ni siquiera había besado a nadie".

En el repaso de la película, la actriz ha invitado al que fuera su pareja en el film y juntos han recordado lo que les supuso pasar tanto tiempo desnudos siendo tan jóvenes.

Brooke Shields
Brooke Shields | Gtres

En 'El lago azul', los personajes de Brooke Shields y Christopher Atkins quedaban abandonados a su suerte en una isla desierta tras un naufragio siendo todavía niños. Con el paso de los años, los dos jóvenes van descubriendo su sexualidad hasta concebir un bebé juntos.

La incomodidad que tuvo que soportar Brooke Shields

"Hubo escenas en las que estaba desnudo contigo, si recuerdas, tirándome por un tobogán y cosas así. Era un poco incómodo, pero fue divertido para mí", admitió Atkins ante la discrepancia de Shields, quien aseguró sentirse incómoda debido a la insistencia de los productores por emparejarles en la vida real: "Recuerdo pensar: 'vamos a conocernos primero antes que intentar enamorarnos forzosamente'".

Sobre su desnudez, y pesar de que tenía un doble de cuerpo para las escenas de desnudos, Shields ha asegurado que llevaba puestas "pequeñas tiras de ropa" y que su cabello estaba pegado a su cuerpo "para cubrirse los pechos". La intérprete dijo que el límite lo pusieron en sus pezones aunque "había poco que tapar". Con todo esto, ambos reflexionaron sobre lo imposible que sería hacer una película así hoy en día: "No se hará otra película así". Y es que, a parte de los desnudos adolescentes, en el rodaje hubo animales heridos.

"Estuvimos pescando con arpón y todo tipo de locuras. Había niños corriendo desnudos por la playa. No se podría hacer eso ahora", comentó Atkins.

Aún con todo esto, los dos no guardan un recuerdo totalmente malo del rodaje: "Tienes que admitir que la química entre nosotros fue simplemente increíble. Hubo muchos momentos grandiosos que ocurrieron allí, y creo que fue mucha de esa inocencia que surgió en la película lo que hizo que funcionara muy bien".

ObjetivoTV » Nostalgia

Publicidad