Novalife » Belleza

CEJAS DESPOBLADAS

Esta es la razón por la que se te cae el pelo de las cejas (y su tratamiento)

Demasiado estrés puede ocasionar pérdidas de cabello y como consecuencia, unas cejas despobladas.

Joven

iStock Joven

Publicidad

La caída habitual del cabello en otoño puede haber llegado con más fuerza debido al estrés y la ansiedad que hemos vivido los últimos meses a causa de la COVID-19. Las preocupaciones constantes y los altibajos emocionales son consecuencia de la incertidumbre que estamos viviendo. Y al igual que el cabello de la cabeza, las cejas también pueden verse ahora más delgadas o simplemente dejar de crecer. Esto sucede por varias razones, no sólo porque las depilemos demasiado o nos pasemos con el maquillaje.

¿Por qué se cae el pelo de las cejas?

La pérdida de cabello en las cejas podría deberse a una infección, afecciones de la piel, cambios hormonales o a un sistema inmunológico hiperactivo. Las deficiencias nutricionales, un trauma físico o un exceso estrés emocional también pueden causar esta disminución.

Viéndolo más en profundidad, afecciones de la piel, como la psoriasis, el eccema o la dermatitis seborreica, no causan directamente la caída del cabello, pero si la afección está alrededor del área de la frente, podría producirse descamación, y con ella caerse los pelos de las cejas. La parte positiva de esta patología es que esos cabellos que se caen por rascarse volverán a crecer. Sin embargo, si hay una infección del folículo piloso, el cabello se caerá por sí solo.

Otro culpable común es el trastorno de la tiroides. Tanto las glándulas hiperactivas como hipoactivas pueden provocar la caída del cabello. Si notas que las puntas de las cejas adelgazan, podría ser un signo de tiroides o de otro síndrome interno, por lo que es importante que hables con tu médico.

Los expertos también hablan de un tipo concreto de alopecia como causa del adelgazamiento de las cejas. Se trata de una condición en la que el sistema inmunológico del cuerpo ataca por error los folículos pilosos, lo que se traduce en una caída del cabello.

Cejas | iStock

El cuerpo humano necesita nutrientes, incluidas fuentes de energía (carbohidratos, proteínas, grasas), aminoácidos y ácidos grasos, vitaminas y minerales. Con lo que una buena alimentación es fundamental, pues algunos de estos mantienen e influyen en el crecimiento del cabello y una deficiencia en cualquiera de ellos podría causar la caída del cabello. La falta de vitamina A o zinc, por ejemplo. De vitamina C, E, D y B-7, y también la escasez de ácidos grasos omega-3.

Y, por supuesto, el estrés. El estrés como culpable o desencadenante de todo. También de la pérdida de grosor en las cejas. Los cambios hormonales, las deficiencias nutricionales y los medicamentos que causan estrés emocional y psicológico pueden provocar este trastorno.

No hay que olvidar que el embarazo y el parto también pueden hacer que tus hormonas y otros aspectos de la bioquímica de tu cuerpo caigan en picado. Estas fluctuaciones salvajes a menudo desorganizan los ciclos de crecimiento del cabello y provocar su caída.

El envejecimiento, también. A partir de los 40 los niveles de estrógeno en las mujeres y de testosterona en los hombres disminuyen. Y la pérdida de cabello es una consecuencia habitual.

¿Cómo puedo hacer para que mis cejas vuelvan a crecer?

Una vez que un profesional haya determinado la causa de la caída del cabello en las cejas, podremos elegir el tratamiento más adecuado.

Existen tratamientos tópicos hormonales que pueden ayudarnos a recuperar el vello perdido. También corticosteroides que se pueden usar para tratar la alopecia antes mencionada, el eccema, la dermatitis o la psoriasis al reducir la inflamación y la respuesta inmune.

La antralina, que se utiliza para tratar la psoriasis, es un antiinflamatorio y un derivado natural de la antraquinona, que habitualmente se prescribe a personas con pérdida de cabello en las cejas causada por un proceso inflamatorio.

Opciones naturales como la acupuntura pueden funcionar a la hora de aliviar determinados síntomas, reduciendo así los ataques al bulbo del folículo piloso y estimulando la circulación.

Si buscas un remedio casero, el aceite de ricino puede ser un aliado de larga duración para el crecimiento del cabello, ya que es capaz de estimular los folículos pilosos actuando sobre determinadas hormonas.

Un suplemento nutricional a base de antioxidantes, ácidos grasos omega-3 y ácidos grasos omega-6 nunca está de más. Y para los casos provocados por alteraciones hormonales, un endocrinólogo puede recetarte medicamentos estimulantes de la tiroides, a partir de estrógeno o testosterona.

Como último recurso, cada vez hay más personas que recurren al maquillaje permanente o microblading (tatuajes semipermanentes) para ocultar la caída del cabello en las cejas.

¿Se puede prevenir la caída?

A veces es posible prevenir la caída del cabello en las cejas antes de que comience. Habla con tu médico sobre la posibilidad de realizarte un análisis de sangre para determinar si tienes alguna deficiencia que abordar.

Consume muchas proteínas magras, frutas y verduras. Y encuentra tu propia forma de relajarte y reducir el estrés, ya sea nadar, hacer yoga, darte un masaje o practicar meditación.

Y, por favor, resístete a la tentación de depilarte las cejas en exceso o utilizar productos químicos agresivos cerca de ellas. Por último, protégelas con un poco de vaselina si necesitas usar decolorante o tinte para el cabello, tretinoína (Retin-A), hidroquinona o ácidos glicólico.

Publicidad