Novalife » Belleza

CUTIS LISO

Cómo cerrar los poros de la cara con estas mascarillas caseras

Es una de las mayores preocupaciones estéticas para las mujeres y es que tener los poros abiertos afecta a la mayoría. Las razones son diversas y van desde tener la piel grasa, haber sufrido de acné severo o factores como el estrés, la exposición al sol y la genética. Aunque cerrarlos es complicado, mejorar la apariencia de la piel es posible si se recurren a un par de tratamientos caseros con ingredientes naturales que se usan con regularidad en la cocina.

Vídeo: EÑE

Publicidad

Si bien, aún no hay una forma mágica de reducir los poros abiertos. Lo cierto, es que las mascarillas naturales ayudan a retirar las células muertas de la piel y las impurezas y esto mejora notablemente la apariencia de la dermis. Además, son alternativas saludables y funcionales si se hacen de forma regular.

MASCARILLA DE ALOE VERA PARA CERRAR LOS POROS:

No es un secreto, que el aloe vera sea uno de los ingredientes más usados cuando se habla de tratar problemas de la piel y es que esta planta tiene la capacidad de tratar las imperfecciones y manchas de la dermis, sin dejar de lado que gracias a sus nutrientes ayuda a cerrar los poros de forma natural.

Ingredientes:

• Un trozo de aloe vera

• ½ taza de copos de avena

Preparación y modo de empleo:

• Licuad el aloe vera con los copos de avena y cuando ambos ingredientes formen una mezcla espesa, esta estará lista para ser usada.

• Antes de aplicar la mascarilla, es importante limpiar muy bien el rostro y aseguraros que no tenga ningún resto de maquillaje.

• Aplicad la mascarilla con una brocha hasta que esté bien distribuida por toda la cara y dejadla actuar por unos 30 ó 40 minutos.

• Luego, retirad la mascarilla con abundante agua y aplicad vuestro tratamiento de belleza regular.

MASCARILLA DE BICARBONATO:

El bicarbonato de sodio es otro gran aliado cuando se habla de tratamientos de belleza caseros. Entre sus principales propiedades están que es exfoliante, un gran regenerador de la piel y además; un antiinflamatorio natural. Estas características son claves para las pieles grasas o con tendencia a sufrir de acné y poros abiertos.

Ingredientes:

• 1 cucharada de bicarbonato de sodio

• 2 cucharadas de agua tibia

Preparación y modo de empleo:

• Mezclad el bicarbonato con el agua tibia y colocad sobre la cara dando un masaje suave durante un minuto.

• Luego, enjuagad con abundante agua fría.

MASCARILLA DE HARINA DE MAÍZ:

La harina de maíz es un ingrediente estupendo para tratar la piel grasa. Por eso esta mascarilla es perfecta para ir cerrando poco a poco los poros abiertos. Además, este ingrediente también alivia la piel irritada y regula el enrojecimiento.

Ingredientes:

• 1 pepino.

• 2 cucharadas de harina de maíz.

Poros abiertos | iStock

Preparación y modo de empleo:

• Para empezar, licuad el pepino para obtener un zumo. Luego, colocadlo en un recipiente junto a la harina de maíz.

• Mezcla bien hasta formar una pasta espesa y colocad en la cara limpia con movimientos circulares.

• Dejad actuar durante 15 minutos y retirad con agua tibia.

• Para finalizar, aplicad vuestro tratamiento de belleza regular.

• Podéis aplicaros esta mascarilla dos veces por semana para eliminar el brillo y otras impurezas como puntos negros y acné.

• Si os apetece o no tenéis harina de maíz en casa, podéis sustituir este ingrediente por maicena.

MASCARILLA DE NATA PARA CERRAR LOS POROS:

Este método es ideal para las personas que tienen el cutis graso, ya que la sal ayuda a exfoliar la piel y a eliminar las células muertas. Pero, es importante tener cuidado de no repetir este tratamiento con regularidad para evitar maltratar la dermis.

Ingredientes:

• 1 cucharada de nata de leche

• 1 cucharadita de sal

Preparación y modo de empleo:

• Mezclad ambos ingredientes en un tazón y cuando estén bien integrados aplicad en las zonas de la cara, con suaves masajes circulares, donde se tengan los poros abiertos.

• Dejad actuar durante 20 minutos y por último, retira con abundante agua tibia.

Otras consideraciones a tener en cuenta para evitar que los poros se abran:

• Aunque parezca algo obvio, es importante mantener la piel limpia a diario y usar un jabón neutro que no la maltrate. Lavar la cara día y noche y desmaquillar, hará que los poros abiertos no se llenen de suciedad.

• Usar una rutina de exfoliación, una o dos veces por semana, eliminará las impurezas de la piel y esto ayudará a cerrar poco a poco los poros abiertos.

Publicidad