Cada cierto tiempo surge un nuevo reto viral que aunque expertos adviertan de su peligrosidad se repiten una y otra vez. El último se llama 'Rondabout of Death' y consiste en dar vueltas sobre una rueda giratoria de un parque infantil a máxima velocidad.

La madre de Tyler Broome, un niño inglés de 11 años, ha denunciado en su cuenta de Facebook como su hijo casi pierde la vida en el reto.

El niño estaba jugando en el parque cuando un grupo de adolescentes se le acercó y le propusieron realizar el reto. El niño se subió al juego infantil y dejó que le dieran vueltas a alta velocidad. Al final del vídeo se puede ver como el menor casi pierde el conocimiento.

Su cabeza y sus ojos se le hincharon a acusa de la sangre que circulaba hacia la cabeza. La madre explica que los médicos dijeron que no murió porque "estaba sano".

“Tyler es consciente de que ha hecho algo incorrecto y sus heridas son causadas por su propia estupidez. Pero cuando quedó inconsciente no tenía capacidad para consentir, sin embargo, ellos continuaron y lo abandonaron”, denuncia la madre.

También te puede interesar...

El #trashtag, el nuevo reto viral que tiene como objetivo salvar el planeta

'Fake plane ride', el nuevo reto que se ha vuelto viral en las redes sociales